José Ignacio Martínez Val / Director de Martínez-Val Abogados

Rescindir o resolver

José Ignacio Martínez Val

Aprovechando estas semanas estivales, donde los clubes deportivos efectúan los nuevos fichajes para la nueva temporada, escucho con asiduidad que tal o cual jugador va a rescindir su contrato con tal o cual club o que se va a abonar la cláusula de rescisión de tal o cual jugador.

Y cuando escucho esto, como jurista, entiéndanme, me duelen los ojos o los oídos. Y a veces, ambos. Entiendo que cuando se extiende el uso de un término o expresión incorrecto por la sociedad y/o el mundo periodístico es difícil cambiar dicha costumbre pero aunque sea por mi salud ocular y auditiva quiero intentarlo.

Les explico: técnicamente, la rescisión de un contrato es cierto que provoca su ineficacia, pero solo podrá hablarse, en puridad, de que hay rescisión cuando en la celebración de ese contrato se produzca una lesión o perjuicio, bien para las partes del mismo (en unos casos muy concretos de tutela o representación de un ausente o en las que hayan cosas litigiosas), bien para terceros ajenos al mismo (como es el caso del fraude de acreedores).

Por tanto, siempre que estemos ante un contrato correctamente celebrado y válido (por tanto, no nulo), si no hay causa para que el mismo se rescinda (como ven, algo muy extraño en general y prácticamente imposible en un contrato deportivo), la terminación ordinaria de un contrato antes de que se cumpla el plazo por el que se celebró, en general, y también en el caso de los contratos deportivos, deberá calificarse como RESOLUCIÓN contractual, no como rescisión.

En conclusión, tras la lectura de este artículo, ya no tendrá excusa en sus charlas con colegas o cuando tenga que redactar un artículo a la hora de comentar que tal o cual jugador ha roto o va a romper un contrato con su club para no ser preciso y pulcro en el uso del lenguaje y decir o escribir RESOLUCIÓN en vez de rescisión, término que le recomiendo que abandone para siempre (igual que el de cláusula de rescisión), pues en un 99% de los casos que lo utilice, seguramente, lo estará haciendo mal.

Print Friendly, PDF & Email