El Real Zaragoza se luce para vencer en un vistoso partido amistoso al Valencia (0-2)

Narváez anotó un gol y dio la asistencia del segundo. Foto: Real Zaragoza/Tino Gil

Gran partido del Real Zaragoza en su tercer choque de la pretemporada. El conjunto de Juan Ignacio Martínez jugó un choque vistoso, de buen fútbol, que dejó muy buenas sensaciones. Un gol de Juanjo Narváez y otro del debutante Fran Gámez pusieron el definitivo 0-2 para unos blanquillos que disfrutaron en el Pinatar Arena. El Valencia, por si parte, se topó con un muro defensivo.

El once que presentaban los maños podía ser perfectamente el que emplearía JIM a día de hoy si fuese el primer partido de Liga. Cristian custodiaba la meta con la protección de Francés y Jair. Los laterales eran para Fran Gámez y Chavarria. Eguaras y Zapater se ubicaban en el doble pivote acompañados por James y Bermejo. Arriba, Narváez e Iván Azón. Paulista, Guedes o Gayá eran las estrellas del Valencia.

Primeros minutos del partido con dos ocasiones poco serias del Valencia, y con una algo más peligrosa para los de la capital aragonesa. Un centro de Chavarria obligaba a Rivero a emplearse a fondo para despejarlo y que Jair no rematase a gol. Le costaba a los chés llevar la iniciativa con un Real Zaragoza bien plantado y con ganas de tener la pelota.

Pasados los diez minutos de partido, Fran Gámez ponía un buen centro que tenía que despejar la defensa valenciana antes de que rematase Azón. Rivero tenía que brillar para evitar el 0-1 maño. Zapater la ponía, remate perfecto de Iván y el guardameta se estiraba ágilmente. El balón quedaba muerto y el arquero volvía a hacer de las suyas para tapar el remate de Jair.

Y llegaría el gol zaragocista. El colombiano culminaba una jugada maravillosa que empezaba desde atrás, con Cristian dándosela a Eguaras. Tocaban los maños para que, finalmente, Bermejo se fuese a línea de fondo para poner el pase de la muerte a Narváez, que remataba al palo largo con fuerza y ponía el 0-1. Después, el linier invalidaba un mano a mano de Azón por fuera de juego tras una nueva asistencia de Bermejo.

No lograba reaccionar un Valencia que apenas probaba de lejos por medio de Guedes, pero los maños tenían las más claras. Y llegaría otro golazo. Esta vez, Narváez se marchaba a la perfección de Guillamón y llegaba a línea de fondo para poner el pase de la muerte. Donde en el primer gol se encontraba Narváez, esta vez aparecía Fran Gámez para recibir la asistencia y poner el 0-2. Terminaba la primera parte con un Real Zaragoza que brillaba e ilusionaba.

Segunda parte de consolidación defensiva

Ratón y Francho primero, seguidos de Adrián, Nieto y Ángel, entraban al terreno de juego. De hecho, Adrián a punto estaba de poner el 0-3 en el electrónico. También hacían posteriormente lo propio Javi Ros, Larra y Puche. Y era el canterano quien, después de una gran jugada colectiva a un toque, encaraba la portería valencianista pero su disparo no encontraba portería. La solvencia zaragocista, por su parte, evitaba los ataques valencianistas.

No sucedía mucho más en una segunda parte en la que el conjunto maño se dedicó a defender el resultado, como si de un partido de Liga se tratase. La solvencia defensiva, la variedad de ideas en el centro del campo y la efectividad en ataque fueron las notas positivas de los blanquillos, que dejaron muy buenas sensaciones. Los aragoneses dan otro pasito solvente hacia el comienzo de temporada demostrando que tienen argumentos para llegar lejos.

Print Friendly, PDF & Email