Fallece un montañero cuando realizaba escalada en Bielsa

El fallecido era un vecino de Barcelona de 55 años de edad que escalaba en el pico Tromouse

Un hombre 55 años de edad, vecino de Barcelona, ha fallecido cuando realizaba escalada en el pico Tromouse en Bielsa. Todo apunta a que la causa del accidente fue un resbalón que provocó que se precipitara en una canal, según han informado fuentes de la Guardia Civil de Huesca.

Los hechos ocurrieron sobre las 13.00 horas de este sábado 24 de julio cuando un montañero avisó a la Central 062 de la Guardia Civil, informando de que había escuchado ruido de caída de piedras y que se oía a alguien solicitar auxilio, pero no lo podía ver.

Inmediatamente acudieron al lugar especialistas del Greim de Boltaña, Unidad Aérea con base en Benasque y el médico del 061. Una vez allí, en una pared un varón de 55 años de edad, también vecino de Barcelona, movía los brazos y pedía auxilio. Tras reconocer la zona, los agentes vieron un cuerpo en una canal, por lo que solicitaron apoyo del personal de reserva con aportación de más material para poder intervenir una vez se lograse poner a salvo al compañero que pedía ayuda.

Tras varios intentos debido al fuerte viento, los pilotos lograron mediante un estacionario aproximar la aeronave lo máximo posible al terreno. De esta manera, el socorrista saltó de la aeronave y, una vez sobre el complejo y descompuesto terreno, mediante el uso de una cuerda condujo a la persona ilesa al punto donde podía ser evacuada a Boltaña (Huesca).

A continuación, los agentes descendieron hasta el lugar donde se encontraba la persona fallecida y lo evacuaron hasta donde era viable la extracción mediante la aeronave, descendiendo 400 metros en totalidad y trasladando el cuerpo en camilla más de 200 metros por el terreno descompuesto. Finalmente lo evacuaron a la helisuperfice de Boltaña y, después, en coche fúnebre al tanatorio de Boltaña, finalizando la operación de rescate a las 22.00 horas.

Otros rescates este fin de semana

La Guardia Civil de Huesca también rescató a tres personas durante la jornada del viernes 23 de julio y a otros nueve el sábado 24 de julio. Tres personas eran de Zaragoza, el resto provenían de las regiones españolas de Murcia, Vizcaya, Barcelona, Pontevedra y de países como Francia y Suiza.

Print Friendly, PDF & Email