Los hosteleros culpan a la reducción de horarios de terraza de provocar aglomeraciones y pérdidas

Las terrazas con más de 25 metros cuadrados de superficie deberán disponer de un sonómetro

La reducción del horario de terrazas ha provocado pérdidas y aglomeraciones en el entorno de estos establecimientos, según han afirmado los hosteleros de Zaragoza.

El presidente de las Asociación de Cafés y Bares de Zaragoza, José María Marteles ha explicado que “molesta”, sobre todo, la reducción de media hora en los veladores durante los fines de semana, aplicada en la nueva normativa municipal.

“Esa media hora es la que nos vale. Media hora de fin de semana que es la buena porque el público en general el sábado no madruga y el domingo tampoco. Y es cuando la gente sale de los restaurantes y se bebe un gin-tonic.

También hay preocupación entre los hosteleros por la utilización de sonómetros. Marteles confía en que los vecinos no lo utilicen para llamar a la Policía y sirva para una mejor colaboración entre los clientes y los dueños del establecimiento para reducir el ruido.

Con la nueva ordenanza, los horarios nocturnos de apertura se limitan a las 12 de la noche de lunes a jueves (ahora está fijado a la 1.00) y a la 1.30 los viernes, sábados y víspera de festivos (actualmente se permite hasta las 2.00 horas). En los barrios rurales se limita media hora la apertura en fines de semana, de las 3.00 a las 2.30 horas.

Estos nuevos horarios se aplicarán, en todo caso, de las limitaciones dispuestas por el Gobierno de Aragón en las diferentes fases de evolución de la actual crisis sanitaria.

Las terrazas con más de 25 metros cuadrados de superficie deberán disponer de un sonómetro, para medir el nivel de ruido. Así, los propios hosteleros podrán comprobar que no rebasan los niveles máximos autorizados o adoptar las medidas necesarias para limitar las molestias a los vecinos.

Print Friendly, PDF & Email