El Hospital Ernest Lluch ya cuenta con consulta semanal de Oncología Radioterápica

La especialidad está centralizada en Zaragoza y así se acerca a otros hospitales. Foto: Google Maps.

El Hospital Ernest Lluch de Calatayud ya cuenta con una consulta semanal de Oncología Radioterápica, “consultas que han supuesto un antes y un después para los pacientes oncológicos que tenían que verse sometidos a este tipo de terapia en este sector”. Así lo ha explicado la consejera de Sanidad, Sira Repollés, en su visita de hoy al centro bilbilitano.

De esta forma se acerca esta especialidad, centralizada en Zaragoza, a otros hospitales, como ya ha sucedido, por ejemplo, con el Obispo Polanco de Teruel, lo cual evita desplazamientos de los pacientes a la capital. La consulta de primeros días y revisiones, coordinada con el Servicio de Oncología Médica, empezó en noviembre de 2020 con una consulta quincenal y desde abril las citas son semanales, con la previsión de llegar a unas 180 consultas anuales, 95 de ellas entre primeras visitas.

Además, ya se ha adjudicado una máquina de Radioterapia intraoperatoria para este hospital, que previsiblemente podría empezar a funcionar a finales de este mismo año para intervenciones de patología mamaria, con el objetivo futuro de que pueda hacerse extensible a otras patologías como el cáncer colorectal.

Todas estas mejoras son una realidad gracias a la Unidad Clínica Multihospitalaria de Oncología Radioterápica de Aragón (UCMORA). Se trata de un proyecto que pretende acercar los recursos humanos al paciente oncológico, es decir, acercar el especialista de Oncología Radioterápica en este caso al Hospital de Calatayud para realizar una correcta indicación de tratamiento radioterápico y posterior seguimiento, evitando los viajes que suponen estas consultas a Zaragoza.

“Esta Unidad es un ejemplo de colaboración entre hospitales y, sobre todo, de colaboración entre personas. Una colaboración que sin duda en un territorio tan disperso como el aragonés es fundamental para la prestación de los servicios sanitarios en condiciones de calidad y equidad”, ha destacado Repollés.

Con esta unidad se optimizan los recursos materiales y humanos existentes, evitando duplicidades e incrementando la equidad y la accesibilidad de los usuarios. Además, se adecuan mejor los puestos de trabajo con una planificación unitaria de la labor de los profesionales, y se unifican los criterios de actuación y los protocolos de tratamiento, garantizando una atención homogénea al conjunto de la población aragonesa.

Actividad

Las consultas de primer día tienen como objetivo realizar una primera valoración del paciente por parte del especialista de Oncología Radioterápica, así como sentar la indicación del tratamiento o, en caso contrario, desestimar la realización del mismo. En cuanto a las consultas de revisión post tratamiento, sirven para llevar un seguimiento integral del paciente oncológico en el hospital comarcal, de manera conjunta con Oncología Médica. En dichas consultas se valora el resultado del tratamiento administrado, el estado de la enfermedad oncológica, se dan resultados de pruebas complementarias realizadas, etc. “Pero todo esto lo realiza en Calatayud, lo que aporta mayor comodidad al paciente ya que tiene que realizar menores desplazamientos para acudir a las consultas”, ha destacado Repollés.

En cuanto a la Radioterapia Intraoperatoria, se trata de una técnica centrada fundamentalmente en administrar tratamiento radioterápico directamente sobre el lecho tumoral en el mismo acto quirúrgico en el que se lleva a cabo la exéresis del tumor mamario primario, según una adecuada selección de pacientes. La administración del tratamiento mediante esta técnica permitirá realizar un tratamiento exclusivo intraoperatoriamente, evitando así el desplazamiento de las pacientes para recibir radioterapia diaria en Zaragoza.

Además, el especialista en Radioterapia asiste al comité de tumores general del centro, donde se lleva a cabo la toma de decisiones terapéuticas, indicaciones y conductas a seguir durante el proceso oncológico, siempre en colaboración con las distintas especialidades presentes en el mismo y con el objetivo de prestar la mejor y más equitativa asistencia a los pacientes oncológicos de Aragón.

Oncología en Calatayud

El Servicio de Oncología Médica del Ernest Lluch ha incrementado su actividad un 41% desde 2016. La mejora en el diagnóstico precoz del cáncer y la mayor supervivencia de los pacientes están detrás de estos incrementos mantenidos, en un centro que es referencia para más de 44.000personas, de las que casi el 30% es mayor de 65 años.
En la actualidad, el hospital cuenta con 122 camas en funcionamiento. Durante el año 2020 se registraron 3.415 ingresos, se practicaron 2.151 intervenciones quirúrgicas y se atendieron 16.476 urgencias, de las cuales casi el 15% necesitaron ingreso. Además, se llevaron a cabo más de 76.000 consultas.

Print Friendly, PDF & Email