Ponsarnau anuncia un proyecto “a medio y largo plazo” augurando éxito al Casademont

El proyecto liderado por Ponsarnau quiere sentar las bases de algo grande. Foto: Basket Zaragoza

Jaume Ponsarnau ha dejado claras sus intenciones en su presentación como líder del Casademont Zaragoza. La idea es hacer un proyecto “a medio y largo plazo” donde verá “un proceso para ir creciendo y ganar el máximo de partidos”. Esa va a ser la clave de la temporada, donde será vital la presencia y el aliento de la Marea Roja. “Si nos dan ese empujón, que desde el Príncipe Felipe puede ser clave, todos juntos vamos a conseguir cosas muy bonitas.

Hay que partir de la base de que no va a ser fácil. Jugarán contra equipos “que harán todo lo posible por que el Casademont no gane”. Habrá traspiés, pero al nuevo “coach” le llamó la atención “el realismo mezclado con la mentalidad de ser un equipo que gane el máximo de partidos”. Por eso es necesario un proyecto largo. “Vais a ver es un proceso. Queremos crecer para ganar el máximo de partidos. Alguno perderemos, pero que sirva para crecer”, señalaba. Y a partir de ahí, se trata de alcanzar “lo máximo posible”.

A nivel personal, se siente “muy agradecido” al Casademont, e inicia un proyecto “con muchas ganas e ilusión”. Por bandera llevará “la humildad y la máxima ambición”, que son dos factores claves en el éxito deportivo. Además, al conjunto rojillo lo ha definido como “un club que es mucho más que el primer equipo”. No se acaba con los doce jugadores principales, sino que “va mucho más allá y representa una ciudad como la de Zaragoza”.

En el plano deportivo, lo primero que quiere es conocer a sus jugadores y sacar sus mejores cualidades. A partir de ahí, ayudarles a mejorar y hacerles más competitivos. A lo largo de sus años como entrenador, el técnico ha sabido adaptarse a las circunstancias, primando en ocasiones el juego defensivo y en otras el dinámico. Personalmente, Ponsarnau prefiere el dinámico por ser “bonito y colectivo”.

Cambios en la plantilla

El nuevo técnico está abierto a que haya “bastantes cambios”. En este momento, su principal tarea es el reajuste los contratos de los jugadores, tanto de los que hay voluntad de que continúen como de los que no. Se trata además de hacer “un buen grupo”, donde no va a importar la calidad sobre el parqué más que la calidad humana. “Los equipos pasan por malos momentos y, si hay química, se lleva mucho mejor. Te permite afrontar situaciones que marcan la diferencia entre que una temporada sea buena o no”, aseveraba.

Por ello, cree que tiene que liderar el proyecto “desde la transmisión de valores”. Y en ese proceso, no debe equivocarse “en ningún momento”. También tiene claro que su misión es “ayudar a que el club de un paso adelante”. Y si esto permite que la Marea Roja se sienta orgullosa, “mucho mejor”. Su trayectoria, desde los equipos Senior hasta levantar la Eurocup, ha sido vital.

Fichajes de verano

Ahora mismo es necesario “construir a partir de las posibilidades del mercado”, pero tiene claro que son claves las posiciones de base y de “5”. Hay un sentido de continuidad en el equipo, pero también de mejora. Por ello, estas serán las dos primeras piezas con las que rastreará el Casademont Zaragoza el mercado. Aquí será clave que la organización de la Basketball Champions League confirme la invitación al cuadro maño.

Print Friendly, PDF & Email