El verano seco y caluroso obliga a la UME a desplegar todo su dispositivo antiincendios

La UME dispone de un avión anfibio de 5.500 litros

La Unidad Militar de Emergencia ya tiene todo a punto para colaborar en la extinción de incendios en la Comunidad en el que se prevé un verano muy seco y caluroso, idóneo para la aparición del fuego. El operativo combina la más alta tecnología, como aviones de coordinación y observación, drones y herramientas satelitales, para ayudar en la prevención y extinción de los incendios y reducir su impacto. La delegada del Gobierno en Aragón, Pilar Alegría, junto al subdelegado del Gobierno en Zaragoza, Fernando Beltrán, ha realizado hoy una visita a la Base Aérea para conocer algunos de los medios que el Estado dispone para la campaña de incendios.

Con sede en Aragón, pero dispuestos a prestar servicio también en comunidades limítrofes, se dispone de un avión anfibio de 5.500 litros (Zaragoza); un avión de coordinación e información (Zaragoza); un helicóptero de 4.500 litros (Plasencia del Monte, Huesca); dos helicópteros medios de transporte de brigadas (Daroca), una aeronave civil dirigida por control remoto (Zaragoza) y una Unidad Móvil de Análisis y Planificación. Aunque las competencias en materia de Protección Civil y gestión forestal corresponden a las comunidades, el Estado aporta medios de su titularidad y facilita la ayuda en caso de ser necesaria. Además, los medios aéreos son dirigidos por personal del Ejercito del Aire y también se dispone del refuerzo de la Unidad Militar de Emergencias.

Este verano se prevé más seco y caluroso de lo habitual. El pronóstico de AEMET para junio, julio y agosto es de temperaturas más elevadas de lo normal para la época del año, por eso, la delegada ha pedido extremar la precaución. “Estamos recuperando la movilidad total y todos buscamos también hacer escapadas al aire libre, por lo que tenemos que extremar el cuidado para evitar situaciones que puedan ponernos en peligro y también dañar a la naturaleza”.

Recordamos que aunque los meses de verano son los que entrañan un mayor riesgo en la mayor parte del territorio, los medios del Miteco permanecen activos durante todo el año. En el caso de Aragón, la base BRIF de Daroca, cuenta a lo largo de todo el año con 60 personas, entre técnicos, bomberos forestales, emisoristas o capataces que trabajan también en labores de prevención y extinción.

En España se han producido, hasta finales de mayo, más de mil incendios y más de 1.700 conatos. Seis han sido grandes incendios. En Aragón esta semana ya se ha actuado en alguno, de hecho antes de ayer se colaboró con los medios autonómicos en un incendio en Cariñena.

En cuanto a cifras, el año pasado no se registraron grandes incendios. De hecho, fue el segundo mejor año del último decenio en España en cuanto a menor número de siniestros, tras el de 2018. En 2019 se actuó por parte de los medios del Ministerio en unos 19 incendios en Aragón, con 696 descargas de agua, y 149 horas de vuelo. En 2020, fueron trece incendios, 204 descargas y 42 horas de vuelo.

Print Friendly, PDF & Email