San Juan de Mozarrifar tendrá una nueva ludoteca y un centro de mayores reacondicionado

El pabellón se utiliza como recinto sociocultural para el desarrollo de distintas actividades culturales y de ocio de los vecinos

El Gobierno de Zaragoza ha dado luz verde a la aprobación del proyecto de la nueva ludoteca y de acondicionamiento del pabellón en el Centro de Convivencia de Mayores de San Juan de Mozarrifar, que cuenta con un presupuesto de 746.391,84 euros (IVA incluido) y un plazo de ejecución de 8 meses.

Esta obra se contempla dentro del convenio de colaboración, entre el Ayuntamiento de Zaragoza y la DPZ, en materia de equipamientos e infraestructuras en los barrios rurales de la capital aragonesa y de coordinación en la prestación de servicios para la provincia. En concreto, la obra está recogida en el convenio de obras que ambas instituciones firmaron para el periodo 2017-2019, pero en el acuerdo renovado de este año se acordó prorrogar hasta el 31 de diciembre de 2023 los proyectos todavía no realizados con la finalidad de garantizar la total ejecución de las obras incluidas.

El actual edificio objeto de la intervención se ubica en la plaza de España del Barrio de San Juan de Mozarrifar y consta de planta baja y primera en la edificación con fachada a la plaza y de planta baja en la zona trasera (pabellón de fiestas). En su planta baja se encuentra el centro de convivencia de mayores con los espacios de lectura y juegos, archivo y biblioteca y bar, con los aseos en su saliente hacia la plaza. En su planta primera existe una sala multiusos, un despacho y una sala diáfana (lateral derecho) que será objeto de adecuación para ludoteca. Mientras que el pabellón multiusos, posterior a las antiguas escuelas, se desarrolla en planta baja, albergando en su interior un espacio de aseos y de almacén.

En la actualidad, el conjunto formado por el pabellón sociocultural y el edificio de las antiguas escuelas de San Juan de Mozarrifar destinado a Centro de Convivencia de Mayores alberga “diversos espacios con carencias de accesibilidad, seguridad contra incendios e instalaciones”. El pabellón se utiliza como recinto sociocultural para el desarrollo de distintas actividades culturales y de ocio de los vecinos. El año de construcción del pabellón es 1980 y el de las escuelas data del año 1936, aunque fue reformado como centro cultural del municipio en 1980.

“Partiendo de los problemas planteados en el antiguo edificio de las escuelas por la ubicación del ascensor, la falta de un acceso y un vestíbulo digno para un edificio público, así como la correcta solución de la comunicación entre los dos edificios el proyecto plantea un reordenamiento del espacio central de acceso al edificio que afectará también a la distribución del pabellón”, comentan desde el Consistorio.

En el edificio de las escuelas se procede a trazar la eliminación de los aseos existentes en la planta baja, liberando el espacio resultante como vestíbulo del edificio. A su vez, en planta baja se plantea una comunicación directa con el pabellón mediante un pasillo central. En la planta primera, la ubicación del ascensor origina también un vestíbulo adecuado que podrá ser usado como zona de espera para la ludoteca, la sala multiusos y el despacho.

Todos estos cambios planteados en el edificio de las antiguas escuelas y la reordenación de la conexión con el pabellón “posibilitan la introducción de otros cambios que pueden mejorar el funcionamiento del pabellón”. Se convertirá el acceso de la calle San Roque en la entrada principal al pabellón, dada su “mayor idoneidad urbanística por ser una calle más amplia, junto a la iglesia parroquial y frente al teatro del barrio rural”. Por esto, se plantea realizar un porche de acceso con una caja que marque e identifique la entrada planteando la ampliación de la acera existente desde la entrada hasta la plaza de España.

Este cambio en el acceso principal hace que por la calle Francisco Moreno se disponga únicamente la salida, ya que se considera una calle más secundaria y con menos posibilidades para realizar una entrada que “dignifique el equipamiento”.

Print Friendly, PDF & Email