El pedrisco destroza por completo campos de cereza y trigo en Calatayud y Daroca

El granizo caído por la comarca de Calatayud alcanzó un gran tamaño que destrozó los campos. Foto: @marsezgz

El pedrisco caído por la provincia de Zaragoza y parte de Teruel en las últimas horas ha destrozado por completo algunos campos de cereza y trigo en zonas de Calatayud y Daroca. Aunque todavía es pronto para hacer una valoración exacta y contabilizar las hectáreas afectadas, las primeras evaluaciones aventuran unos daños del 100% en algunas frutas, viñas y en cultivos de trigo y cebada.

Además, en zonas del Alto Jiloca y Campo Romanos como Ferreruela de Huerva, Lechón, Cucalón, Villahermosa y Lanzuela se han acumulado hasta 30 centímetros de granizo, quedando restos todavía 24 horas después. Los agricultores esperaban “la cosecha del siglo”, con muy buen rendimiento, pero, tras el paso de la tormenta, han perdido casi la totalidad de la cosecha, con espigas de cereal “totalmente peladas” y “sin grano”. Los principales cultivos afectados son los de cereal, con trigo y cebada, y leguminosas, de yeros y guisantes.

En Calatayud se han producido afecciones muy graves a ambos lados de la Sierra de Vicort, tanto en la franja de Belmonte y Sediles, como en Tobeb, Santa Cruz de Grío e Inogés.

En menor medida, la tormenta también descargó algo de piedra en Montón, Fuentes de Jiloca, Miedes, Velilla y Maluenda. Entre esta franja y la Sierra de Vicort se encuentra la localidad de Mara, donde las parcelas de cultivo también sufrieron daños en torno al 50%.

Por otro lado, respecto a las tormentas registradas el domingo 30 de mayo y el martes 1 de junio, la mayor preocupación en estos momentos de los fruticultores y vitivinicultores de las Comarcas de Valdejalón (Ricla y Calatorao) y Cariñena (Paniza) es poder aplicar, en las parcelas afectadas, los tratamientos fungicidas oportunos para evitar la aparición de plagas.

Print Friendly, PDF & Email