Amigos de Iranzo acusan a los mandos: “No fue mala suerte, fue la dejadez de los responsables”

La Plataforma Amigos de Iranzo en una de las concentraciones por el tercer aniversario del triple crimen de Andorra

Un mes después de la sentencia de prisión permanente revisable para Norbert Feher, alias Igor el Ruso, por el triple crimen de Andorra en 2017, la Plataforma Amigos de Iranzo reclama justicia para esclarecer por qué no se evitó la tragedia tras las alarmas encendidas unos días antes en otro intento de asesinato de Feher en Albalate del Arzobispo. Algo que denuncian que “no fue mala suerte ni el destino, fue la dejadez de los responsables y de los mandos”.

Norbert Feher fue condenado a prisión permanente revisable en abril por asesinar al ganadero José Luis Iranzo cuando entraba a su granja y a los dos guardias civiles, Víctor Romero y Víctor Caballero, cuando se disponían a inspeccionar un coche con las luces encendidas cerca de donde había sido asesinado el ganadero. Feher, varios días antes, había estado robando y merodeando entre los masicos de la zona de Andorra y Albalate del Arzobispo teniendo un grave desencuentro con dos varones a los que casi mata a disparos. La Plataforma denuncia que las tres muertes podrían haber sido evitables si se hubiera establecido un operativo acorde a la gravedad y peligrosidad de Igor el Ruso.

“Continuas y reiteradas contradicciones”. Así ha calificado la Plataforma los testimonios en el juicio de los mandos de la Guardia Civil que estaban al frente del operativo de búsqueda de Feher días antes del triple asesinato. “Unos decían que los robos podía ser el mismo que los disparos, mientras que el capitán, entre otros, aseguraba que nada hacía indicar que la persona que casi asesina a dos personas en Albalate del Arzobispo el 5 de diciembre siguiera allí”, aseguran.

La Plataforma cree que los responsables del operativo “infravaloraron la agresión cometida el 5 de diciembre, una ráfaga de disparos de los que dos personas sobrevivieron de milagro, en una zona muy tranquila donde un hecho de esta envergadura es algo insólito que tuvo que haber provocado un gran despliege. Lo minusvaloraron y lo despreciaron”. El capitán de Alcañiz, responsable del operativo, afirmó en el juicio que no tenía ningún indicio de que “teníamos a una persona de este calibre por la zona”. La Plataforma también ha denunciado que “a pesar de que no creía que el delincuente siguiera en la zona, se solicitó a los GRS –grupos de élite- que acudieran a la zona el día 15, después de los crímenes”.

Durante el juicio en la Audiencia Provincial de Teruel salió a la luz una nota informativa repartida entre los agentes unos días antes del triple crimen que advertía de que la misma persona que estaba cometiendo los robos podría haber sido la misma que casi mata a los dos varones en Albalate del Arzobispo. Los Amigos de Iranzo han manifestado que durante el juicio “todos los miembros de la Guardia Civil le daban un alto grado de fiabilidad” a pesar de que el capitán de Alcañiz que dijo que ese documento “no era nada fiable”.

Esta mañana, la Plataforma ha anunciado que se pedirá a la nueva teniente coronel de Teruel, Silvia Gil, una investigación o auditoría a la actuación del capitán de Alcañiz aquellos días. Una investigación que esclarezca los motivos por los que no se hizo más por evitar las tres muertes. Una lucha que prometen llevar hasta el Congreso donde exigirán una comisión de investigación.

Print Friendly, PDF & Email