Feria de Zaragoza suma más de 12.000 visitantes en la primera muestra tras retomar su actividad

Stock-Car ha recibido una afluencia de entre 3.000 y 4.000 visitantes diarios

La reactivación económica y social parece empezar a despegar gracias al aumento de la flexibilidad y la disminución progresiva de la incidencia de contagios por coronavirus en Aragón. Prueba de ello es que después de 14 meses sin actividad en Feria de Zaragoza, la primera muestra abierta al público ha acogido a más de 12.000 visitantes que han acudido a la exposición de Stock-Car en busca de los mejores coches de ocasión.

De hecho, y siguiendo siempre las estrictas medidas de seguridad para evitar contagios, desde el jueves y hasta hoy domingo, la muestra ha recibido una afluencia de entre 3.000 y 4.000 visitantes diarios, que se han repartido a lo largo de la jornada, dado el aforo limitado del 30%.

Una buena acogida que no solo se ha podido comprobar con la afluencia de público, sino que también se ha hecho visible en el número de ventas que han materializado las más de 30 empresas participantes: más del 50% de los vehículos en stock tienen el cartel de vendido.

Más del 50% de los vehículos en stock tienen el cartel de vendido

Esta combinación de factores ha llevado a la organización a tildar de “tremendo éxito” la primera muestra que el recinto ferial ha acogido tras la pandemia y que hoy ha llegado a su consumación. Tanto es así que, y a modo de balance general, el director de Desarrollo de Negocio de Feria de Zaragoza, Alberto López, ha mostrado su satisfacción ante los resultados: “Estamos muy satisfechos porque está habiendo muchas ventas y la afluencia está siendo estupenda. Además, un porcentaje de venta tan importante como el que se está dando en tan solo cuatro días de feria supone un empujón muy importante para un sector que ha estado tan castigado por la pandemia”, algo que ha sido posible “porque la oferta es buena y hay oportunidades muy claras de compra”.

De este modo, y según ha expresado López, Stock-Car ha dejado de manifiesto que afluencia de público y garantías sanitarias no está reñido. “Hay una gran comprensión por la situación sanitaria, pero también había una gran necesidad de poder juntarnos, de poder hacer negocio y de recuperar la normalidad que cada día parece más próxima”, ha querido argumentar.

En definitiva, una primera jornada que, para López, marcará el camino a seguir de las próximas muestras en Feria de Zaragoza: “Después de estos 14 meses sin ningún evento, poder organizar la exposición de Stock-Car nos da una garantía importante respecto a la organización de los próximos eventos que tendremos a continuación y cómo desarrollarlos”. De modo que, previsiblemente, el recinto ferial continuará sorprendiendo al público con nuevas muestras en breves.

Print Friendly, PDF & Email