Nieto también apuesta por la continuidad de JIM en el Real Zaragoza

Como canterano, Nieto ha sufrido especialmente el año agónico. Foto: Real Zaragoza

La continuidad de JIM al frente del Real Zaragoza es una ilusión dentro del fútbol zaragozano. Con el actual técnico dirigiendo la entidad blanquilla, el equipo ha trabajado de diez, logrando números que rozan el ascenso directo. Por ello, la plantilla quiere que sea JIM el que lidere el vestuario para la próxima campaña, como bien sostenía el lateral izquierdo Carlos Nieto en rueda de prensa.

Desde que el técnico llegó a Zaragoza, el equipo fue otro. “Nos aportó confianza y nos ha sacado de una situación muy delicada”, aseveraba el canterano. Aunque desconoce su situación personal, “todo lo que sea su continuidad estará bien”. Su llegada fue clave para mantener al Real Zaragoza en Segunda, y Nieto está convencido que el valor de su trabajo “es incalculable”.

Zapater ya declaraba este miércoles que habían pasado noches “de no dormir” pensando en un posible descenso, y Nieto así lo ha confirmado. La primera vuelta “hizo cambiar el objetivo”, y surgió un nuevo reto, el de tener la humildad para salir de las últimas posiciones. Al final lo lograron, no sin sufrimiento y agonía.

Echando la vista atrás, puede decirse que se tocó fondo el 13 de diciembre, ante el Sporting de Gijón. Una victoria y tres empates en quince partidos; o lo que es lo mismo, nueve puntos de 45 posibles. “Ahí fue cuando peor lo pasamos, nos costaba ver la luz al final del túnel, perdimos confianza y ese objetivo con el que empezamos la temporada”, declaraba. De repente, apareció JIM para devolver la confianza recuperada y demostrar de lo que era capaz el equipo.

Este sufrimiento ha sido todavía mayor entre los canteranos, que sentían “especialmente” esta mala situación. El no estar donde soñaban y donde debería estar el club, ni siquiera “peleando por ello”, fue muy duro. Sin embargo, también ha sido “una oportunidad para muchos chicos jóvenes que han hecho una gran temporada”, por lo que “hay jugadores para años”.

Al poner lo bueno y lo malo en la balanza afirma que se encuentra “contento” con el final de temporada. Se ha sentido importante “en el tramo vital”, disputando partidos “que había que ganar sí o sí”. A lo largo del curso no ha podido participar tanto como hace un año, pero considera que es buena la competencia. Además, “ayudar es lo que cuenta”.

Balance en casa

La situación en La Romareda se hizo muy extraña. Nieto cree que les perjudicó ese vacío de jugar en un estadio sin público hasta que se acostumbraron algo más. Al final hicieron muchos puntos, y su única pena es no haberlo logrado desde el principio. Ahora queda un partido, ante el Leganés, para poder terminar la temporada con una alegría en casa.

Print Friendly, PDF & Email