Escrivá ve “razonable” el acuerdo para prorrogar los ERTE y se muestra “muy satisfecho”

El ministro Escrivá ha explicado que en este momento hay unos 570.000 trabajadores en ERTE, de los que 400.000 tienen exoneraciones de cuota

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, ha señalado este jueves que el preacuerdo alcanzado entre el Gobierno y los agentes sociales para extender los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) hasta el 30 de septiembre es “razonable” y está “muy satisfecho”.

En unas declaraciones a los periodistas antes de participar en una jornada sobre los fondos europeos organizada por la Agencia EFE, Escrivá ha considerado que el acuerdo, que se aprobará esta tarde en el Consejo de Ministros extraordinario, alcanza un “equilibrio muy razonable entre lo que es los niveles de protección” de las empresas en dificultades para desarrollar su actividad y los incentivos a las que puedan abrir y reactivar a sus trabajadores, para que “esas condiciones se den de una mejor forma”.

El ministro ha explicado que la posición de partida de la patronal era “que había que trasplantar el sistema vigente de enero a mayo” y la posición del Gobierno apostaba por un esquema más parecido al de hace un año, con un “énfasis” en los incentivos a las salidas porque “estamos en un régimen distinto”. “Entre esas dos posiciones nos hemos ido acercándonos, ha salido un acuerdo razonable”, ha valorado.

Escrivá ha añadido que en este momento hay unos 570.000 trabajadores en ERTE, de los que 400.000 tienen exoneraciones de cuota, y “lo lógico” es que vayan saliendo de los expedientes “a medida que la recuperación se vaya consolidando”.

En la nueva prórroga de los ERTE, las exoneraciones de cotización en el caso de los sectores considerados “ultraprotegidos” por estar más afectados por la crisis y su cadena de valor son más elevadas para los trabajadores que salen de los expedientes -del 95% y el 85%, dependiendo de si tienen menos de 50 trabajadores o más, respectivamente- que para los que se mantienen -oscilan entre el 60% y el 85%-. El esquema de la prórroga actual establece exoneraciones entre el 75% y el 85%, siguiendo el criterio de beneficiar más a las que tienen menor plantilla. En los ERTE por limitación de la actividad, las nuevas exoneraciones oscilan entre el 65% y el 85%, y en los ERTE por impedimento por decisiones de las administraciones habrá exenciones de cuota del 90% y el 100% durante el periodo en el que la empresa esté cerrada.

El ministro también ha indicado que se ha acordado la prórroga de las prestaciones por cese de actividad de los autónomos con las organizaciones representativas del colectivo y que percibían 450.000 trabajadores en abril. “Tendrán cotizaciones a la Seguridad Social” con un esquema “decreciente” hasta septiembre, según ha destacado el ministro, que ha apuntado que el nuevo sistema es “muy parecido al anterior”.

Al ser preguntado sobre si están conectados el acuerdo en ERTE con el de pensiones, Escrivá ha insistido en que “es un proceso de negociación distinto” y “no creo que uno condicione al otro”.

El ministro ha precisado que se están abordando “los últimos detalles” del primer bloque de la reforma de pensiones y que “es bastante inminente” el pacto.

De esa reforma, el ministro ha dicho en su intervención en la jornada que “muy próximamente” se presentará a los agentes sociales las medidas para desincentivar las bajas de cotización a la Seguridad Social que son recurrentes de un mismo trabajador. Será un desincentivo “creciente” en función del número de bajas que acumule un trabajador en un mes.

Print Friendly, PDF & Email