Cuidadores y voluntarios de la colonia felina de Pignatelli dicen «no» al Guano

Los actos se produjeron en la madrugada del pasado lunes | Foto: Elena Albiac

La reubicación de los gatos de la colonia felina de Pignatelli así como de otras colonias de la ciudad consideradas como «conflictivas» se hará realidad en los próximos días. Solo en la de Pignatelli, 80 gatos conviven con cuidadores y voluntarios de la colonia que ven «un error» la reubicación de estos animales en la denominada parcela de El Guano en los Pinares de Venecia, entre el cementerio de Torrero y el circuito de BMX.

«Los gatos se podrían haber quedado perfectamente aquí en los Depósitos de Pignatelli porque el parque tiene 37.000 metros cuadrados. Se podrían haber quedado aquí en un espacio de 6.000 metros cuadrados con un vallado», denuncia la responsable de la colonia, Ana de los Arcos.

Sin embargo, estos no serán los únicos felinos que se trasladen a esta nueva parcela. El Ayuntamiento de Zaragoza ha hecho una inversión de 34.343 euros en adecuar este terreno denominado El Guano al que también serán llevados los gatos de otras colonias de la ciudad. El objetivo, aseguraban desde el consistorio es que la nueva parcela sirva para albergar a las colonias consideradas como conflictivas dado que, aseguran, hay quejas provenientes de diferentes zonas de la ciudad.

El nuevo terreno cuenta con 6.818 metros cuadrados y estará completamente vallada para evitar la salida de los animales. Y, pese a que el traslado de los primeros felinos estaba previsto para esta semana, tal y como ha asegurado Ana de los Arcos, no saben todavía cuando se hará efectivo, pues «la zona donde quieren trasladarlos todavía está sin terminar, está a medio hacer».

Los voluntarios apuntan a que solo será una solución temporal 

Ana de los Arcos lleva al frente de esta colonia felina de los depósitos de Pignatelli los últimos diez años. Por eso, dice «el lugar al que los llevan ahora es un vallado sin luz en el que solo nos van a poner un grifito de agua» y eso es algo que va a llevarles «a vandalismos, a sol, a frío y al final a la muerte».

Solo en la colonia de los depósitos del Pignatelli hay 80 felinos | Foto: Elena Albiac

La petición por parte de los cuidadores y voluntarios de los gatos en su actual ubicación han pedido en este sentido que se construya un solar municipal «donde sea digno vivir para ellos». Para ellos, ponen de ejemplo al CMPA, un centro con 18.000 metros cuadrados que cuenta con grandes instalaciones. «Esto daría a los gatos seguridad, veterinarios y todo aquello que necesita un grupo zoológico», apunta.

De igual forma, han asegurado que la nueva parcela en la que se reubicarán los gatos será «un solar que debe ser repoblado y que solo funcionará a medio plazo, ¿qué harán después? Eso es un despropósito lo mires por donde lo mires».

Print Friendly, PDF & Email