La DPZ revive desde la visión más original y desconocida la obra del artista Víctor Mira

El autor de la obra, David Cortés, junto al director de la Institución Fernando el Católico, Carlos Forcadell

Ofrecer una visión original y desconocida desde una perspectiva amplia y global. Ese es el objetivo de la Diputación Provincial de Zaragoza (DPZ) que, a través de la Institución Fernando el Católico, ha publicado en un libro el primer estudio completo sobre la obra del artista Víctor Mira.

El libro “La obra de Víctor Mira” plasma por primera vez toda la trayectoria profesional de este autor, que encarna el modelo de artista maldito, de genealogía romántica, y que se suicidó a finales de 2003. El autor del libro, David Cortés Santamaría, contó con el apoyo del artista en su investigación y consigue aportar datos, referencias e interpretaciones inéditas que ayudan a contextualizar y comprender la dramática y atormentada obra de Mira.

Cortés ha explicado que la obra de Víctor Mira tiene un “inmediato poder dramático y trágico, con una intensa e impactante potencia plástica”. De esta forma, ha asegurado que detrás de todas sus obras existe una “enorme variedad y complejidad de sentidos, una gran riqueza conceptual e intelectual”. Cortés ha asegurado que “hasta ahora” no se había investigado y es lo que hace su obra “aún más atrayente e interesante”.

El autor comenzó este trabajo a finales de los años noventa. Junto a Mira, se documentó en sus talleres de Barcelona y Alemania, donde el artista acumulaba “miles y miles de obras”. Cortés ha aseverado que pudo contemplar creaciones inéditas, que en su mayoría no se habían mostrado al público. “Esta experiencia me hizo ser consciente de la enorme labor que iba a exigir el estudio de esta amplia producción”, ha apuntado Cortés.

En el año 2003 Víctor Mira se suicida y el proyecto de Cortés queda paralizado, ya que indica que su muerte “me impuso la necesidad de dejar el proyecto”. Y es que, a la relación intelectual y académica se le añadía un vínculo de amistad, “aunque siempre me mantuve reflexionando en torno a su obra, retomé definitivamente el estudio en torno a 2015”, ha señalado el autor.

La obra en tres capítulos 

El proceso creativo de Mira se organizaba a partir de la realización de extensas series sobre un único y sencillo motivo o un asunto iconográfico de mayor complejidad (estilistas, hilaturas, naturalezas muertas…), cuyas posibilidades plásticas y expresivas exploraba con diferentes técnicas y soportes. En este libro se investigan sus pinturas monumentales, y son analizadas esculturas, “assemblages”, dibujos o estampas. El estudio examina pormenorizadamente las series y proporciona una visión ordenada de una creación que se caracteriza por una gran “profusión y complejidad”.

La investigación se ha estructurado así en tres grandes capítulos, cada uno de los cuales abarca aproximadamente una década de la producción de Mira. Estos capítulos se subdividen a su vez en secciones donde, con un planteamiento deliberadamente monográfico, se estudian tanto la iconografía de las distintas series como sus transformaciones formales.

Víctor Mira, en el CAEE

El Centro de Arte y Exposiciones de Ejea (CAEE) de la Diputación de Zaragoza reabrió sus puertas el pasado 16 de abril con una exposición antológica y atormenta de Víctor Mira, que podrá verse hasta finales de año.

La muestra permite disfrutar de la “Colección Juglanss”, una de las mas destacadas sobre la polifacética y subyugadora obra de este reconocido pintor, grabador y escultor zaragozano que reúne 43 creaciones de diferentes formatos caracterizadas por el dolor y su angustia existencial.

Print Friendly, PDF & Email