Más de 600 mayores frágiles podrán disfrutar de un programa de recuperación post-Covid

Este programa pone el foco en las personas mayores que presenten situaciones de aislamiento o soledad no deseada

Un total de 624 mayores frágiles y con limitaciones físicas podrán disfrutar del nuevo programa de recuperación post-Covid organizado por el Ayuntamiento de Zaragoza y con la colaboración de la Facultad de Ciencias de la Salud y del Deporte de la Universidad de Zaragoza. El objetivo es promover la recuperación progresiva de personas frágiles que, siendo autónomas, presenten algún tipo de limitación leve y en situaciones de aislamiento o soledad no deseada.

Durante estos meses de crisis sanitaria, los mayores han ido dejando, por miedo, las actividades y rutinas que antes solían realizar. Por eso, este programa pretende poner el foco en las personas mayores y ayudarles a ir recuperándose progresivamente tras las “importantes afecciones físicas, cognitivas y sociales que han sufrido durante el último año”, ha aseverado la concejala delegada de Mayores del Ayuntamiento de Zaragoza, Paloma Espinosa.

Las personas serán seleccionadas por los centros de convivencia, priorizando las que se encuentran en situaciones de aislamiento y de soledad. De esta forma, y para poder ajustarse mejor a las condiciones específicas que necesita cada mayor, se va a contar con la ayuda de la Facultad de Ciencias de la Salud y del Deporte de la Universidad de Zaragoza. “Cuando sometemos a personas mayores frágiles a entrenamiento físico, observamos que mejoran su condición física, su movilidad y su capacidad cognitiva”, ha explicado el decano de esta Facultad, Germán Vicente.

No se pretende solo ayudar a que mejoren físicamente, con este programa se busca también conseguir que poco a poco vuelvan a establecer sus rutinas y se obliguen a salir de casa. En un estudio realizado por esta Facultad con la Red española de Investigación en Ejercicio Físico y Salud han podido comprobar que “el estado de ánimo de estas personas mejora considerablemente”, ha aseverado Vicente.

Por eso, habrá 104 grupos, con un máximo de seis personas, que realizarán sesiones semanales durante seis semanas. Los talleres estarán impartidos por 16 monitores especializados, previamente formados por la Facultad de Ciencias de la Salud y del Deporte con las orientaciones pertinentes para la ejecución del programa. Este plan de recuperación ha sido diseñado por profesionales de esta Facultad, con una base técnico-científica y una garantía de calidad en las actividades.

Todos los talleres se llevarán a cabo en plazas y parques al aire libre distribuidos en 28 puntos de la ciudad y de los barrios rurales, casi todos ellos ubicados en las inmediaciones de los centros de convivencia de mayores. Las dos excepciones son las de los centro de Olivar y Laín Entralgo, que tendrán lugar en las zonas al aire libre de dichos centros de convivencia, a las que se accede directamente desde el exterior.

Plan de reapertura de los centros de mayores 

Este programa municipal de recuperación post-Covid supone la activación de la primera fase de reapertura de los centros de mayores, cuyas independencias interiores permanecen cerradas desde marzo del 2020.

Espinosa ha insistido en que la prioridad del Ayuntamiento es “velar por la salud de las personas mayores” y por eso, pretenden que la recuperación de los comedores, actividades y talleres presenciales se haga “de forma progresiva”.

Print Friendly, PDF & Email