Luis Iribarren Betés / Licenciado en Derecho

Réquiem fake por otro privilegiado del sistema político español

Luis Iribarren

Le ha sorpasado la cuña de su propia madera, una médico o médica a la que no han amamantado ni juventudes ni hostias, que ha sido diputada a la vez que servidora pública y me ha representado tras cumplir jornada, como hizo el abuelo Labordeta o Chesus Yuste antes de dedicarnos su experiencia a los demás. Como pasa con los que pasan a la política más alta, pero siguen siendo alcaldes y aún les levantan de madrugada si se hielan las cañerías.

Pero ahora abundan los privilegiados de partido, en la nueva y en la vieja política. Esos amamantados desde el final de la Universidad y sin aprobar ni siquiera las oposiciones de abogacía del Estado o de los Registros, en las que según qué apellido no afirmaría yo que no pesará bastante. De esos compuestos alaveses de patronímico con algo en casi euskera que, compuestos, terminan en el Sáenz de la Guillotina, que decía Federico.

Y si no, eventuales para colocar después de perder las elecciones. También lo hacen todos, el inconveniente es saber en qué asesoran, fontanerías de partido aparte, según su titulación para el no acceso.

Pablo nos deja y qué vamos a hacer sin él, sin la Columna Ascaso, los que no podemos pagar que nos asesore el consulting de Rivera. Nos quedamos en el limbo de pagar peajes para subir a Huesca por no tener tarjetas black o murasaki, en japonés morado.

Qué importa ganar o perder cuando no tienes que volverte al piso de la plaza Roja de Vallecas. Y has perdido en tu barrio, en todos los barrios y ciudades has cizañado para recoger un poco al principio y nombrar a dedo después a tus comités y sucesores.

Vistatriste 461,50 es la de muchos de tus votantes. Nunca tu caso ni siquiera por origen familiar, como te jode que te recuerden los neoliberales conversos.

Conviene recordar que entraste, y tu representante argentino en Zaragoza, llamándonos casta a toda la izquierda que formábamos parte histórica de asociaciones que, como bien escupiste, no iban a ninguna parte porque ese trabajo de barrio que tu compañera igual habrá hecho no da para un programa producido por Roures.

Tú llegaste con banda sonora, llamando colaboracionistas incapaces a cualquier izquierda de gestión que se hubiera mancillado gestionando con la PSOE. Con fanfarrias y clarines entre de video juego y banda sonora de Williams.

Arrollando a Bescansa y Errejón por presuntos delicados, por personajes de manga de ojos grandes con casi la oposición ganada y la beca black. Pero, vamos, como se ve bien que los partidos amamanten de otra manera a cachorros como el propio Azcón o incluso a cualquier administrativo y su femenino, muy importante, y neutre también de diputación de la CHA o Izquierda Unida para que al final lleguen.

No sabemos muy bien desde el vulgo qué es doping en política ni quién está dopado, Nuestro Señor de la Pureza Mancillada. Da la sensación plena de que tú has jugado en esa mesa de ruleta rusa.

Lo jodido es lo que tapa tu soberbio hasta luego de ese legado necesario que has contribuido a consolidar. Esas ayudas para quienes no te votaban, esos ERTE, la defensa y consolidación del ingreso mínimo vital, son tus obras ciertas. Como tu intento de regulación del mercado de alquileres desesperante en grandes ciudades, o las ayudas consolidadas en Aragón por determinado departamento de otro partido a tal efecto.

Seguramente el PSOE las ha tenido que consentir. O seguramente en una circunstancia como la que vivimos no tiene especial mérito. Porque todos los gobiernos autonómicos tutti frutti las han acometido, me diréis, desde el sutil de Asturias y dedicado de Aragón, hasta el de Feijoo en Galicia y, cómo no, el PNV para los errehache que sean o todo kiski euskaldún de ius sanguini o de ius soli que se identifiquen con la causa. Mismos valores que en ocasiones se les escapan a otros del nivel provincia 1 y no 51 cuando se les pone gorda la vena del cuello, que no sé por qué si comparten Ley d’Hont y sobreviven porque el sistema electoral no es a doble vuelta.

Pero, en fin, todas las reivindicaciones negociadas y obtenidas por Podemos, gestionadas con enorme entorpecimiento burocrático pero que han beneficiado y evitado un colapso social al alimón con el PSOE de tanto pequeño autónomo y trabajador desagradecidos (y en femenino y neutro), en la campaña de trinchera en que se han y nos han metido no se visualizan.

¿No tenías una gestión que te avalaba o es que fueron otros, la España social o asociaciones de municipios, quienes te las pusieron sobre la mesa?

Ahora lo dirán por la tele él y Monedero, para los que poco réquiem. Como para los y las que se incorporan a consejos consultivos o de administración con su jubilación blindada.

Alguna en Madrid sí sabía de lo que hablaba. Una que no forma parte de misas por difuntos, sino que puso en valor nuestras vidas cotidianas, sin pereza. Como ha habido otra que se ha sentido cómoda en su disfraz de libertaria vestida de rojo, iconoclasta hecha a sí misma (¿seguro?, mira que si rascamos…) para eludir el cuerpo a cuerpo del sector geriátrico concertado que, ella sí, era la competente para gestionar.

Este título no es mío, ya se la ocurrió a Sender y allí sí que había funeral, no solo en su memoria histórica.

Print Friendly, PDF & Email