El futuro del diseño se encuentra ya en algunos escaparates de Zaragoza

Nerea Sanz ha sido la encargada de dar color al escaparate de la zapatería Bogar situada en la Calle Don Jaime

El 27 de abril se celebra en todo el mundo el Día Internacional del Diseño. Es por ello que Zaragoza Centro ha presentado la iniciativa “Es momento de florecer”, con el objetivo de revitalizar los escaparates de algunos pequeños comercios de Zaragoza y animar a la gente a entrar en ellos. El futuro del diseño ya se encuentra entre algunas de esas vidrieras.

La iniciativa se ha desarrollado en colaboración con la Escuela Superior de Diseño de Aragón (ESDA) y la Dirección General de Comercio, Feria y Artesanía del Gobierno de Aragón (Dgcfa). Las directoras de estas dos instituciones han estado presentes en el acto de inauguración. La directora de la Dgcfa, Eva Fortea, ha comentado que “el diseño es capaz de construir historias extraordinarias, lo que hace que la relación entre este y las personas supere lo meramente estético”.

Sin embargo, los verdaderos protagonistas de este proyecto han sido sin duda los alumnos de diseño de interiores y diseño gráfico de la ESDA, que se han encargado de transformar unos 21 escaparates del centro de la capital aragonesa pertenecientes al casco histórico.

Nerea Sanz ha sido la encargada de dar color al escaparate de la zapatería Bogar situada en la Calle Don Jaime. En él pueden verse pájaros, montañas, nubes; una auténtica oda a la naturaleza. “Le quise dar una visión de naturaleza, es momento de florecer para que el comercio florezca, por eso pensé en unos paisajes”, ha comentado Sanz. Por su parte, el responsable de la tienda ha mostrado su alegría: “Ha quedado fenomenal, estamos encantados, un diseño espectacular”.

La aportación creativa y de ejecución de estos alumnos de cuarto curso dentro de la asignatura de visual merchandaising donde se traban diferentes especialidades tanto de diseño de interiores como de diseño gráfico va más allá de sus obligaciones académicas. Su implicación está relacionada fundamentalmente con el apoyo a ese comercio de proximidad. De ahí nace la campaña “Es tiempo de florecer”, un mensaje que recala con alegría y positividad en cada uno de los comercios y que llama la atención del viandante.

Es un momento donde se ha visto marchitar los negocios y una manera de vivir, el color, los materiales con textura y la imaginación hacen que una primavera optimista aparezca en estos escaparates.

Print Friendly, PDF & Email