El jurado popular continúa deliberando este jueves sobre la autoría de Feher en los crímenes de Andorra

El jurado, compuesto por nueve turolenses, han tenido que pasar una noche en un hotel cercano a la Audiencia

La Audiencia Provincial de Teruel comunicó este miércoles la intención del jurado popular en el caso de “Igor el Ruso” de continuar con las deliberaciones al menos hasta este jueves. Norbert Feher deberá seguir esperando la resolución que marcará su futuro en los calabozos de la Audiencia turolense donde descansa desde el martes, el día en el que el magistrado presidente, Fermín Hernández Gironella, entregó el cuestionario al jurado que revelará su autoría en los crímenes de Andorra.

El jurado, compuesto por nueve turolenses, han tenido que pasar una noche en un hotel cercano a la Audiencia debido a la extensión de su veredicto. También permanecen incomunicados sin teléfono móvil ni acceso a información de los medios de comunicación. Si Feher resultase culpable deberá de añadir la pena que reciba a los 21 años que tiene bajo su espalda por la tentativa de homicidio a dos vecinos de Albalate del Arzobispo, unos días antes del triple crimen en Andorra.

Las seis acusaciones y la Fiscalía mantuvieron sus calificaciones y piden para el paramilitar serbio la pena máxima, la prisión permanente revisable. La defensa, en cambio, asumió el lunes la autoría de la muerte en grado de homicidio del ganadero José Luis Iranzo. Sin embargo, por las muertes de los dos guardias civiles, Víctor Romero y Víctor Caballero, pide la absolución debido a que, según defiende, actuó en defensa propia.

Además de resolver si Feher fue culpable o no de los tres asesinatos, los miembros del jurado deberán de dictaminar si también hubo robo con violencia, atentado a la autoridad y tenencia ilícita de armas.

Feher siguió el juicio desde una jaula de metacrilato

Los juzgados de Teruel han sido durante estos días uno de los epicentros jurídicos del panorama nacional. El criminal serbio, Norbert Feher, asesino confeso del ganadero José Luis Iranzo y de los dos guardias civiles, Víctor Caballero y Víctor Romero, dejó un reguero de sangre y dolor en el municipio de Andorra en diciembre de 2017. Una zona poco acostumbrada a este tipo de sucesos y que no se esperaba la presencia de un peligroso criminal buscado en Italia y en Serbia.

Durante estos días de sesión, Feher ha escuchado todo atentamente dentro de una jaula de metacrilato construida especialmente para él. Esta semana han pasado por el penal turolense más de 60 testigos y peritos que han tratado de acercar la verdad al jurado.

Print Friendly, PDF & Email