Los trabajadores del autobús de Zaragoza irán a la huelga de viernes a domingo hasta el 9 de mayo

Aragón registró en marzo un total de 7.414.000 viajeros de autobús

Los trabajadores de Avanza Zaragoza han aprobado en referéndum los paros parciales y las movilizaciones convocadas por el Comité de Empresa para el próximo mes. En concreto, los empleados del autobús de la capital aragonesa, con el voto a favor del 63,5% de la plantilla, irán a la huelga de viernes a domingo hasta el 9 de mayo.

Así, los trabajadores han dado el “sí” a las acciones planteadas por el Comité. Entre ellos, se encuentra la convocatoria de manifestaciones los jueves 15, 22 y 29 de abril, a las 19.00 horas, desde plaza de Aragón hasta plaza de España. Igualmente, plantean piquetes informativos en Cocheras para conductores e inspectores, de 8.00 a 10.00 horas, y de 20.00 a 22.00 horas, y para taller, almacén y oficinas las dos primeras horas de cada turno.

Desde el Comité achacan esta serie de acciones a la “nula voluntad negociadora” de la empresa, “demostrada nuevamente en las dos últimas reuniones que hemos mantenido sobre la negociación del convenio”.

El convenio colectivo de Avanza finalizó el 31 de diciembre de 2019, y los trabajadores reclaman que “se respeten nuestros derechos laborales y económicos” y “se cumplan en su totalidad, todas las cláusulas recogidas en el pliego de la contrata”. Entre sus reivindicaciones, exigen que se garanticen “las condiciones laborales actuales”, mantener el poder adquisitivo, poner en marcha medidas de igualdad, conciliación de la vida laboral y familiar, desaparecer las horas extraordinarias y aplicar la jornada de 35 horas semanales.

Ante esta convocatoria de paros, la dirección de Avanza Zaragoza ha lamentado que “una vez más, se recurra al enfrentamiento y la huelga como herramientas de negociación”, en lugar de intentar “buscar un acercamiento a través del diálogo, poniendo sobre la mesa planteamientos ajustados a la realidad”. “El entendimiento debe empezar por ajustar las demandas al escenario actual, marcado por una crisis sanitaria de gran impacto sobre el empleo y la economía en general, al que no es ajeno la ciudad ni el servicio de autobús urbano, que ha sufrido un importante descenso del número de usuarios”, han expuesto en un comunicado.

Print Friendly, PDF & Email