Feher en prisión, sin arrepentirse y alardeando de su pericia paramilitar: “Sé dónde disparar”

Norbert Feher, alias "Igor el Ruso", acude a la cuarta sesión del juicio en la Audiencia Provincial de Teruel // Foto: EFE

“La muerte es inevitable”. Así respondió Norbert Feher, alias “Igor el Ruso”, en uno de los exámenes médicos psiquiátricos cuando era preguntado por sus víctimas. Las tres víctimas solo supusieron para él “obstáculos que tenía que eliminar”. El paramilitar serbio hizo alarde de sus conocimientos paramilitares cuando asesinó a sus víctimas: el ganadero José Luis Iranzo y los dos guardias civiles, Víctor Romero y Víctor Caballero, en Andorra en diciembre de 2017. “Soy rápido, conozco la naturaleza humana y sé dónde disparar”, afirmó entonces el criminal.

Ni culpa, ni remordimiento, ni empatía con las víctimas, Feher afirmó, en uno de estos exámenes psiquiátricos que, “las mujeres” eran lo único que le faltaba en prisión. Los médicos forenses del Instituto de Medicina Legal de Aragón (IMLA), María Ramón y Gustavo Sierra, han presentado este jueves sus informes médicos; por un lado, el de autopsia y por otro el psiquiátrico. Ambos peritos han negado la presencia de cualquier síntoma psicótico o deliroide o de cualquier necesidad de tratamiento psiquiátrico. De lo único que fue tratado en la cárcel de Zuera fue de una gastritis que curó con un protector de estómago.

Los peritos han afirmado que Feher volvió a hacer alarde de su devoción religiosa cuando, preguntado por sus crímenes, vio correcto “desobedecer las leyes humanas” con tal de “obedecer la ley del padre eterno”. También han negado que el paramilitar serbio sufriese una neurosis de guerra, algo que han calificado como un término “en desuso”, que fue acuñado en la I Guerra Mundial cuando los soldados volvían de la guerra. Tampoco han considerado que Feher sufriera un estrés postraumático, considerado el trastorno más evolucionado de una neurosis de guerra, ya que no sentía “alteraciones de sueño, ni evitaciones o situaciones angustiosas” al afirmar y reconocer los hechos con una “gran frialdad”.

Uno de los perfiles “más peligrosos”

Las psicólogas del Instituto de Medicina Legal de Aragón (IMLA), Cristina Andreu y Victoria Mínguez, encargadas de examinar a Feher en la cárcel de Zuera han afirmado que el paramilitar serbio padece un trastorno narcicista que le hace considerarse “perfecto”. Además, padecería un “grado elevado de psicopatía” que le hace no sentir miedo ni ansiedad, “uno de los perfiles más peligrosos”.

Feher analizaría de forma “racional” la realidad a través del “coste / beneficio” de sus actuaciones. “Es una persona motivada por el control y el poder. No tiene miedo al castigo”, han añadido las psicólogas. Las forenses también se han desligado de la idea de neurosis de guerra que defiende el letrado de Feher, Juan Manuel Martín, como forma de buscar un eximente de la condena. Consideran que, si Feher sufriese una neurosis de guerra o estrés postraumático por unas vivencias relacionadas con algún conflicto bélico, “se hubiera alejado de lo paramilitar”.

“Sin posibilidad alguna de reanimación”

Los mismos médicos del IMLA también han expuesto el informe de la autopsia de las tres víctimas de las que ha concluido que sufrieron “muertes violentas” a través de armas de fuego y que, aunque hubiera habido un hospital al lado, “no había posibilidad alguna de reanimación”.

La muerte más inmediata fue la del ganadero José Luis Iranzo, de dos disparos, uno de ellos en el corazón que le produjo el fallecimiento casi en el momento. El que más disparos recibió fue el guardia civil, Víctor Caballero, con un total de siete. Su compañero, Víctor Romero, fue alcanzado por cuatro tiros del paramilitar.

Ambos guardias civiles, según han demostrado los forenses, fueron disparados por la espalda y en zonas donde tuvieron que caer al suelo. Romero fue disparado en el fémur y Caballero en la pelvis. Prueba que demostraría, según los forenses, que ambos agentes serían atacados primero por Feher al no ser una situación “lógica” dar la espalda a tu enemigo.

Print Friendly, PDF & Email