Seis de cada diez españoles, a favor de un impuesto sobre las grandes fortunas para financiar la recuperación

El 62% de las personas en España son partidarias de implantar un impuesto del 1% a las fortunas superiores a los 8 millones de euros

El 62% de las personas en España son partidarias de implantar un impuesto del 1% a las fortunas superiores a los 8 millones de euros para financiar la recuperación postpandemia y ayudar a los más necesitados, según ha anunciado este martes Oxfam Intermón.

Así se desprende de la encuesta realizada por la agencia internacional de investigación Glocalities en 10 países a encargo de la iniciativa ‘Millionaires for Humanity’. En España, se entrevistó a 1.046 personas, ponderadas según sexo, edad y nivel de estudios.

La encuesta revela que en todos los grupos políticos, con independencia de su ideología, son mayoría los votantes que ven con buenos ojos esta medida. Así lo consideran el 38% de los votantes de VOX, frente a un 28% que se opone, y un 48% de los del PP, entre los que solo el 17% rechaza la idea. En el caso de Ciudadanos, PSOE y Unidas-Podemos los apoyos alcanzan al 59%, 77% y 86% de sus votantes.

El 16% de los que votan a Ciudadanos están en contra, porcentaje que cae al 4% y al 3% entre los votantes de PSOE y Podemos, respectivamente.

De acuerdo con el último ranking de Forbes, el 86% de los milmillonarios del planeta son hoy más ricos que hace un año, y las 23 principales fortunas de España vieron aumentar el valor de su riqueza en un 33%.

Según Susana Ruiz, responsable de Justicia Fiscal de Oxfam Intermón, “la respuesta a esta crisis tiene que revertir los errores fiscales del pasado, reforzar la progresividad, evitar la competencia fiscal desleal entre países y poner freno a la evasión fiscal”.

“El apoyo de la administración Biden para aplicar un mínimo mundial en la tributación empresarial y su intención de elevar el tipo federal en el impuesto de sociedades en Estados Unidos al 28% y el tipo mínimo sobre los beneficios en el exterior al 21% son un giro de 180 grados que anuncia la posibilidad de construir sistemas fiscales más justos”. “España no debe quedarse atrás”, ha concluido.

Print Friendly, PDF & Email