La iglesia de San Francisco en Teruel lucirá su nueva imagen el próximo mes de junio

Obras de rehabilitación en la iglesia de San Francisco de Teruel

Las obras de rehabilitación de la iglesia de San Francisco en Teruel finalizarán el próximo mes de junio tras una inversión que alcanza casi el millón de euros. Los trabajos se han centrado en resolver problemas de humedades en muros, restaurar las portadas principal y lateral e intervenciones en las vidrieras de la fachada principal.

Este martes, el consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, José Luis Soro, ha visitado la iglesia turolense de San Francisco, cuya rehabilitación está cofinanciada a través del FITE. En estos momentos se están desarrollando las fases 3 y 4 de las obras.

Soro ha destacado que “incluyen los trabajos necesarios para renovar la pavimentación interior de la iglesia, la instalación de un sistema de calefacción por suelo radiante con caldera de gas, la restauración de la parte inferior de los muros interiores y la restauración de vidrieras y tracerías de piedra que las contienen”. El consejero ha estado acompañado en la visita por la directora general de Vivienda y Rehabilitación, Verónica Villagrasa, y por el director provincial del departamento de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, Ignacio Belanche.

En esta fase se invierten un total de 485.000 euros. El importe total de la inversión, sumando las otras fases, es de 970.000 euros “que reflejan el compromiso con este edificio que supone “el único monumento representativo del gótico mediterráneo en Teruel. En las primeras fases se desarrollaron labores urgentes para la consolidación de cubiertas, cornisas, sellado de grietas, consolidación de elementos puntuales”.

Tal y como ha señalado el consejero “se actuó para resolver problemas de humedades en muros, restaurar las portadas principal y lateral, labradas en piedra y se intervino en vidrieras de la fachada principal”.

La iglesia del Convento de San Francisco fue construida entre 1392 y 1492, con nave única rectangular sin crucero, rematada por un ábside poligonal en su cabecera, respondiendo a las características del denominado gótico mediterráneo con nave única, capillas entre contrafuertes, vanos pequeños y decoración sobria.

La nave está dividida en cinco tramos con capillas entre contrafuertes y su cabecera está rematada por un ábside poligonal de cinco lados iguales. Todos los tramos de la nave y las capillas laterales están rematados por bóvedas de crucería y con cubierta inclinada a dos aguas en la nave, a tres en el ábside y a un agua en las capillas.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies