Iván Azón, un revulsivo vital para el Real Zaragoza

Azón y Nieto, a pase de Tejero, lograron el gol. Foto: Real Zaragoza

Iván Azón se ha convertido en el revulsivo más importante del Real Zaragoza. El delantero, de solo 18 años, suma dos partidos consecutivos en los que su actuación ha sido determinante. Primero fue ante el Fuenlabrada, provocando un penalti que transformaría Tejero para sumar los tres puntos. Después, ante el Almería, con un gol en el 85 que permite a los maños alejarse de la zona de peligro.

El canterano eligió uno de los partidos más importantes de la temporada para anotar el primer gol en La Romareda. El encuentro ante los andaluces era vital, porque una victoria iba a permitir dar un salto de gigante a la salvación. Y aquí apareció el joven Iván, que en el minuto 80 empujaba sobre la línea un remate de Nieto para dar la victoria final.

Pero es algo a lo que está acostumbrando a la afición zaragocista. La semana pasada, ante el Fuenlabrada, el delantero salió de nuevo desde el banquillo para tomar parte del triunfo. Azón se colaba entre dos defensas que le hacían penalti para que llegase Tejero y, tras transformarlo, otorgase el triunfo definitivo.

Azón llama de esta forma a la titularidad. Alegría y el Toro no están ofreciendo el rendimiento esperado y el gol del canterano le podría abrir la puerta al once inicial. Con dos goles en su cuenta particular supera ya las cifras de sus competidores, que no se encuentran acertados de cara a portería.

Los maños ya preparan el encuentro ante el Girona casi sin tiempo de descanso, ya que el jueves tendrán que viajar para intentar hacerse con un nuevo triunfo. La victoria vuelve a ser vital para sellar casi definitivamente la permanencia.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies