CHA propone aprovechar la reforma de la Plaza de Salamero para hacer catas de la casa de Goya

La Plaza de Salamero continúa en obras

La secretaria de Educación, Cultura, Patrimonio e Identidad Nacional de CHA-Zaragoza, Cristina Marín, ha reclamado al Gobierno Municipal PP-Cs que aproveche las obras de reforma de la Plaza de Salamero para hacer catas de la casa de Goya, derribada en 1946, pero cuya bodega salió a la luz en perfectas condiciones en unas obras de instalación del cable de fibra óptica en el año 2000.

“En ese momento se pidieron excavaciones para estudiar los vestigios, pero en lugar de eso volvieron a ser sepultados bajo el suelo de la plaza”, ha lamentado Marín, quien considera que con las actuales obras en la plaza “tenemos una nueva oportunidad para examinar los restos sin demasiado coste adicional”.

Por su parte, el presidente de CHA-Zaragoza, Chuaquín Bernal, ha considerado que “debemos aprovechar esta oportunidad para crear una ruta por la Zaragoza Goyesca que sirva para recuperar la memoria de las casas de Goya en la ciudad”, y ha denunciado que “de todos los inmuebles en los que vivió el pintor, en pie o desaparecidos, sólo se ha señalizado el de la plaza de San Miguel”.

“Si el Ayuntamiento de Zaragoza quiere volcarse con Goya en su 275 aniversario, este es el camino adecuado”, ha propuesto Bernal, quien defiende la necesidad de apostar por propuestas sensatas y realistas como la ruta por la Zaragoza Goyesca o la recuperación para la ciudad la escultura “Busto de Goya” de Iñaki Rodríguez, frente a las “ocurrencias” de la vicealcaldesa, Sara Fernández, de poner el nombre del pintor a la Estación Delicias y, especialmente, de convertir La Lonja en “un museo fantasma” sobre el pintor aragonés.

Print Friendly, PDF & Email