Las empresas de turismo activo deberán tener un seguro de 6.000 euros que cubra un rescate

Aragón cuenta con 339 empresas dedicadas al deporte de naturaleza que entraña un cierto riesgo

Las empresas de turismo activo deberán con un seguro con una poliza mínima de 6.000 euros que cubra un posible rescate en caso de accidente, así como el traslado a un centro hospitalario y la primera asistencia. Es la principal novedad del decreto publicado este lunes en el Boletín Oficial de Aragón y que actualiza las normas para este sector, vigentes desde 2008 y que requerían de una actualización a las nuevas tendencias deportivas.

Aragón cuenta con 339 empresas dedicadas al deporte de naturaleza que entraña un cierto riesgo, generando un millar de empleos directos en temporada alta y un valor de negocio de 12 millones de euros de manera directa. Con ello, desde el Departamento de Industria, competente en materia de turismo, sitúan a la Comunidad como una referencia para todo el país desde que comenzaron a practicarse este tipo de modalidades en el Valle de Tena hace 30 años. “Este decreto va a ser pionero en España. Las comunidades estaban esperando a que hoy se publicara en el BOA para armonizar sus normativas con respecto a la aprobada en Aragón”, ha asegurado la directora general de Turismo, Elena Allué.

Así, esta nueva norma, que ya se encuentra en vigor, acoge las principales demandas de las entidades y asociaciones del sector. Además de la poliza de 6.000 euros –antes se exigía un seguro pero sin mínimo-, las empresas deberán tener un Plan de Seguridad y Emergencia para activar en caso de accidente de acuerdo a una metodología común y los monitores, guías e instructores tendrán que portar un dispositivo de geoposicionamiento global para tener contacto directo con las compañías y los servicios de rescate.

Igualmente, el nuevo decreto elimina la obligatoriedad de tener cubierta de forma ilimitada la responsabilidad civil por los daños personales que se causen a los usuarios en el transporte terrestre privado complementario. “En la norma de 2008 se exigía una cobertura ilimitada y eso era incompatible con los seguros disponibles en el mercado”, ha señalado Allué. Por otro lado, desde ahora, el número de signatura correspondiente a la inscripción de la empresa en el Registro deberá figurar en toda publicación, con el objetivo de acabar con el intrusismo.

En resumen, esta nueva regulación implica un incremento de la seguridad en la práctica de actividades, una simplificación administrativa para las empresas y una reducción de cargas a las entidades. “Este decreto va a servir para mejorar la calidad del turismo activo. Las propias empresas nos habían solicitado este tipo de seguridad añadida, ya que las actividades entrañan un riesgo para la salud. Aragón es un referente y debe estar a la altura de las circunstancias”, ha aseverado la directora general de Turismo.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies