Las pymes aragonesas lanzan un SOS ante una situación “agónica e insostenible”

Desde la organización empresarial entienden que la clave es la “agilidad administrativa” para repartir las ayudas

Una situación “agónica e insostenible” es la que están viviendo multitud de pequeñas y medianas empresas de la Comunidad ante la imposibilidad de abrir sus negocios con perspectivas de rentabilidad por las restricciones de la pandemia. Ello ha obligado a Cepyme a lanzar una “señal de socorro” con un listado de propuestas que puedan paliar la grave crisis que afronta el tejido empresarial aragonés, formado al 99% por pymes y autónomos.

No en vano, a dos días de cumplirse un año desde la declaración del estado de alarma, muchos ya han agotado sus posibilidades, incluso personales, para mantener a flote su empresa. Según han expuesto desde Cepyme, una de cada cinco pequeñas organizaciones ya ha cerrado su ventana. “Son muchos los que dicen que están agotando sus últimos recursos personales para mantener su empresa, y detrás de cada una hay una familia, trabajadores, y personas que viven de ello. No podemos crear un sistema de subsidios generalizados. Lo que hay que salvar es la herramienta, que es nuestro tejido empresarial”, ha remarcado el presidente de Cepyme Aragón, Aurelio López de Hita.

En concreto, este plan contempla medidas en varios ejes, desde las empresas, como la prórroga de los ERTE o el desarrollo de una Ley de Segunda Oportunidad ligada a la viabilidad empresarial, hasta las empresas, con ayudas directas o acceso al crédito, pasando por el fomento del consumo local, la exención de impuestos, fomentar la entrada de pymes en la contratación pública, la condonación de la cuota de autónomos o el impulso del diálogo social, algo que ha valorado como “permanente y constructivo” en Aragón.

Respecto a las ayudas, el Gobierno central ha aprobado este viernes los 11.000 millones de euros en ayudas que va a destinar a empresas ya autónomos, de los que podrían llegar a Aragón en torno a 230 millones. Aunque desde Cepyme creen que “no será suficiente”, y exigen un endeudamiento mayor desde Moncloa, ven fundamental que “el dinero sea distribuido por quien tiene información para hacerlo y lo haga en el marco del diálogo social”.

Asimismo, desde la organización empresarial entienden que la clave es la “agilidad administrativa” para repartir las ayudas, conscientes de que “no podemos esperar otro año para cobrar”. “Pido agilidad, y si debe haber alguna excepcionalidad, hay que aplicarla, porque estamos en un momento agónico y no podemos entrar en el efecto armadura de la administración”, ha remarcado el presidente de Cepyme Huesca, Fernando Luna.

No obstante, pese a todo, López de Hita no ha querido olvidar el “margen para la esperanza” que existe con los “instrumentos adecuados” de los que dispone la Comunidad. Además del diálogo social “permanente” con el Ejecutivo autonómico y del desarrollo de la Estrategia para la Recuperación Social y Económica, “el 70% del tejido empresarial en creación de empleo y riqueza está en manos de gente que sabe luchar, trabajar, defender su empresa, ignorar lo que hay alrededor para centrarse en salvar su empresa”, ha aseverado el presidente de Cepyme, crítico también con el “espectáculo político” en el resto de España, “inmenso en una taberna que no conduce a nada y protagonizado por gente que no tiene ni idea de las medidas que hay que tomar para salir de esta situación”.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies