La DPZ gestionó más de 84,5 millones en tasas e impuestos de los ayuntamientos en 2020

Los encargados de presentar el balance han sido el diputado delegado del servicio de Gestión y Atención Tributaria de la DPZ, Víctor Chueca, y el tesorero de la propia diputación, Luis López Montoto

El servicio de Gestión y Atención Tributaria constituye el departamento con el que la Diputación de Zaragoza recauda impuestos y tasas municipales en nombre de los ayuntamientos de la provincia. A lo largo del año 2020, este servicio percibió más de 84,5 millones de euros en nombre de aquellos consistorios que delegan el cobro y gestión de impuestos y tasas municipales en dicha institución provincial. A pesar de la pandemia, motivo por el que se ha registrado una pequeña caída, la recaudación se mantuvo en cifras similares a las del 2019.

El balance tributario del ejercicio de 2020 ha sido presentado este jueves en la DPZ a cargo del diputado delegado del servicio de Gestión y Atención Tributaria, Víctor Chueca, y el tesorero de la propia diputación, Luis López Montoto. En la actualidad, el 95% de las localidades (277 de 292) de la provincia zaragozana tienen encomendada a la DPZ la gestión y el cobro del IBI, 278 al impuesto de actividades económicas (IAE), 117 al impuesto de vehículos de tracción mecánica (IVTM) y 113 a la gestión y cobro de ciertas tasas municipales.

Comparativa recaudatoria 

La recaudación en el año 2019 ascendió hasta los 87 millones de euros, por lo que en 2020 tan solo cayó un 2,8%. Por otro lado, contabilizó cifras superiores respecto al 2018, año en el que se recaudaron 82,5 millones. “Esto significa que se mantuvo en niveles parecidos a los de los últimos años, a pesar de la suspensión de los plazos administrativos decretada durante el primer estado de alarma”, ha expresado Montoto.

Este ligero descenso en comparación con 2019 fue provocado por la aprobación de un menor número de liquidaciones y una mayor dificultad para lograr el cobro de las deudas en la vía ejecutiva. Por otro lado, los ingresos de los recibos pagados en fase voluntaria aumentaron un 3,7%, prosiguiendo así con la línea ascendente de anteriores años.

Refuerzo de la atención no presencial 

Chueca ha subrayado que desde hace varios años, “el servicio fomenta que los contribuyentes hagan sus trámites vía Internet y por teléfono para evitar esperas y desplazamientos”. Esto se ha reforzado a causa de la Covid, periodo en el que “la atención no presencial se ha convertido en una cuestión de salud”. Si el contribuyente adquiere un certificado digital, puede llevar a cabo todos sus trámites por medio de la oficina virtual tributaria, además de poder suscribirse al servicio de notificación electrónica.

“Los ciudadanos valoran el servicio recibido de manera excelente, reflejando un 9,01 sobre 10 en la atención presencial y un 9,16 en la telefónica”, ha puntualizado el delegado, motivo por el cual se considera este servicio como uno de los más solventes y modernos de la DPZ. Las oficinas de atención que la diputación presenta en la ciudad de Zaragoza y los municipios de Caspe, Tarazona, Calatayud y Ejea de los Caballeros continúan funcionando con cita previa, aunque los ciudadanos pueden realizar sus trámites de forma no presencial.

Atención al ciudadano 

En el ejercicio de 2020, el servicio de Gestión y Atención Tributaria puso al cobro un total de 526.081 liquidaciones y recibos, además de tramitar 12.762 expedientes. Esto generó 96.812 atenciones al ciudadano, reduciéndose en un 8% respecto al ejercicio de 2019. Montoto ha recalcado que “ese descenso en la cifra de atenciones se debió sobre todo a la caída de las gestiones presenciales, puesto que los trámites atendidos en las oficinas disminuyeron a la mitad pasando de 15.480 en 2019 a 8.312 en 2020”.

Por otra parte, las gestiones por vía telemática o telefónica supusieron el 91% de todas las atendidas en 2020, estableciendo así “un récord histórico y un aumento de un 6% respecto al ejercicio anterior”. Las gestiones más numerosas se notificaron por teléfono (46,8% del total), por vía telemática se registraron el 35,4%, mientras que las gestiones presenciales (8,6%) y las realizadas por correo electrónico (7,8%) quedaron relegadas a un segundo plano.

Chueca ha concluido remarcando que la DPZ, que estrenaba nueva imagen corporativa en relación con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030, «ha cumplido con creces el objetivo número 16 (Paz, Justicia e Instituciones Sólidas) porque cree firmemente en esa línea con los principios de los ODS».

Print Friendly, PDF & Email