El Centro de Convivencia Para Mayores Salvador Allende vacuna hoy a otros 162 mayores de 80 años

La vacunación se desarrollará durante toda la semana de martes a viernes en horario de mañana. Daniel Marcos

Otro de los espacios cedidos por el Ayuntamiento de Zaragoza al Gobierno de Aragón para llevar a cabo el proceso de vacunación, el Centro de Convivencia Para Mayores Salvador Allende, ha comenzado esta mañana a inocular las primeras 162 dosis. En él están centralizados las zonas de salud de San José centro y San José norte y se prevé que pronto albergue también la zona de salud de Las Fuentes norte.

“Hemos querido venir a un centro de mayores porque coincide que ahora hace un año, de forma pionera, desde el Ayuntamiento de Zaragoza decidimos cerrar los centros de mayores”, ha explicado el alcalde. En este sentido, ha recordado que aunque fue una decisión difícil “Zaragoza fue de las primeras ciudades en hacerlo cuando otras muchas todavía no eran conscientes y lo hicimos porque estábamos bien asesorados por expertos como el profesor Badiola”.

Además, Azcón también ha querido insistir en que hoy es un día especialmente importante no solo por que se cumpla un año desde esa fecha, sino porque “un año después estos centros de mayores y muchos centros cívicos están colaborando con el Gobierno de Aragón para que el proceso de vacunación sea lo más fácil, ágil y rápido posible para todos los zaragozanos”.

Astrazeneca podría empezar a administrarse en mayores de 55 años 

Este jueves la Comisión de Salud Pública decidirá además si se amplía o no el rango de edad para poder recibir la vacuna de Astrazeneca. En un principio, la propuesta pasa por elevar la edad tope para la inoculación de estas dosis hasta los 65 años. “La razón por la cual se bajó fue porque la empresa no había hecho estudios en esas edades. Ahora parece ser que hay gente vacunada y parece que no tiene efectos adversos distintos a los de otras vacunas”, ha explicado el director del Centro de Encefalopatías y Enfermedades Transmisibles Emergentes de la Universidad de Zaragoza, Juan José Badiola.

De igual forma, Badiola ha defendido que, en estos momentos, “tener vacunas con este tipo de limitaciones de uso puede ser complicado y en estas situaciones de escasez puede ser un problema”. Pero, eso sí, también ha querido lanzar un mensaje de esperanza y positividad, “es posible que dentro de poco llegue alguna vacuna más, por eso el mes de abril será el mes decisivo para las vacunaciones. El día que logremos que todos los mayores de 60 años estén vacunados será un día importante, porque será cuando los efectos más duros de la pandemia se hayan acabado”.

Print Friendly, PDF & Email