PP, Cs y Vox aprueban un presupuesto de 825 millones para Zaragoza en un pleno sin sorpresas

La capital aragonesa ya tiene presupuestos

No ha habido lugar para los imprevistos y los grupos municipales de PP, Ciudadanos y Vox han aprobado en el pleno extraordinario de este jueves el presupuesto de Zaragoza para el año 2021. Las tres formaciones han confirmado lo que ya quedó visto para sentencia en la comisión de Hacienda del pasado lunes y han sacado adelante las partidas, que rozan los 825 millones de euros y suponen un incremento del 3% respecto a 2020, con el rechazo unánime de la izquierda. PSOE, ZeC y Podemos han acusado a Azcón de traicionar el Acuerdo para el Futuro de Zaragoza y de no atender las demandas sociales de la ciudadanía.

“Han incumplido, como mínimo, 74 de los acuerdos que firmamos todos los grupos menos Vox, junto con los agentes sociales y los económicos”, ha acusado el portavoz de Podemos, Fernando Rivarés, afeando que este presupuesto “suponga una contradicción de los ODS”. “Las cantidades son importantes, pero más importante es a qué se dedican”, ha sentenciado, mientras que desde el PSOE Lola Ranera ha lamentado que PP y Cs hayan pactado los presupuestos “con los únicos que se levantaron” del Acuerdo por el Futuro de Zaragoza. “Fue un voto de confianza, un cheque en blanco, y usted le ha dado la espalda”, criticaba.

“Estos presupuestos asfixian a las entidades; da la espalda a los barrios rurales y traiciona a los agentes económicos y sociales”, ha completado Ranera, acusando a Azcón de “traicionar el modelo de ciudad de Zaragoza”, que históricamente “era de cooperación y solidaridad”. Todo eso, ha dicho, lo ha echado por tierra e Gobierno municipal tras pactar con Vox. “Empezamos a sospechar que el problema no es Vox, sino que Azcón está muy cómodo con su ideología”, ha concluido.

Especialmente beligerante se ha mostrado ZeC. Su portavoz, Pedro Santisteve, ha tildado estos presupuestos de “machistas, negacionistas del cambio climático y que fomentan la desigualdad”. “Hipócrita no es un insulto, es una descripción de sus políticas”, ha apuntado en dirección al sillón de Azcón, cuya figura como alcalde, en su opinión, “se ha ido desmoronando con el paso de los meses”. “Su credibilidad está a cero, yendo con Vox incumple algunas cosas que históricamente eran respetadas en este Ayuntamiento, como la igualdad o la cooperación al desarrollo”, ha afirmado.

El Gobierno sostiene que ha escuchado a la oposición y que es un presupuesto “para todos” 

Por su parte, la consejera de Hacienda, María Navarro, ha reiterado que el Gobierno de PP y Cs ha escuchado las reivindicaciones presentadas por todos los grupos municipales, independientemente de su signo, aunque solo han sido tres las enmiendas de la izquierda que han prosperado. “Es un presupuesto para todos, razonable y razonado, que va enfocado a los sectores vulnerables y a la situación que nos ha tocado vivir para que nadie se quede atrás”, ha resumido Navarro, reiterando que se trata del presupuesto “más social de la historia”. El área de Acción Social ve incrementada su partida notablemente con respecto a los últimos años.

Asimismo, Navarro ha repasado otros de los hitos más importantes de sus partidas, como la reducción del tipo general del IBI, su inversión en todos los barrios o las medidas de protección hacia el pequeño comercio y los sectores más afectados. “Lo que quiere esa gente es que su Ayuntamiento sea capaz de ponerse de acuerdo en las cosas que les importan”, ha defendido la consejera, que ha dicho “no entender” los votos en contra de los grupos de la izquierda.

También ha intervenido el alcalde Azcón, que ha agradecido la labor de todos los grupos durante el proceso de elaboración del presupuesto, y en especial a su socio Ciudadanos, ya que las partidas suponen “mejores servicios esenciales, bajada de impuestos y reducción de deuda” y todo ello en un momento “especialmente complicado” para la sociedad. En una última interpelación, ha instado a PSOE, ZeC y Podemos a recapacitar y reflexionar sobre el sentido de su voto.

Por parte de la formación naranja, Herrarte ha recapitulado sobre las principales reivindicaciones conseguidas por su partido, como las referidas a urbanismo, cultura o deporte. “Son unos presupuestos diseñados para los vecinos más vulnerables y enfocado a reactivar el tejido social y empresarial zaragozano”, ha expuesto, destacando también que las partidas aprobadas hoy “surgen del esfuerzo conjunto de trabajar por nuestra ciudad”.

El socio de ambos partidos, quien ha hecho posible la mayoría necesaria para que las partidas salgan adelante, se ha mostrado satisfecho por los acuerdos alcanzados, aunque también ha añadido sus matices, lamentando por ejemplo que el Gobierno no haya aceptado la enmienda que solicitaba reducir la dotación económica de los grupos municipales. “Piden solidaridad, y solidaridad hubiera sido también aceptar esa enmienda”, reflexionaba.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies