Urbanismo certifica que las obras del Cine Elíseos se están ejecutando correctamente

La licencia de obras fue otorgada en abril de 2019 por el anterior equipo de Gobierno

El Área de Urbanismo ha acometido este miércoles, a petición del consejero del ramo, Víctor Serrano, una inspección para comprobar que las obras que se acometen en el local del antiguo Cine Elíseos se ajustan a la licencia tramitada. La visita y análisis de los técnicos municipales ha evaluado los trabajos y se ha verificado que, “analizada la documentación y revisado el proyecto dónde se concedió licencia para local comercial sin uso, las obras que se están ejecutando en este momento se ajustan básicamente a la licencia concedida en el expediente”, según recogen las conclusiones.

Asimismo, se ha verificado por los técnicos municipales que, por tratarse de un local catalogado, se han protegido los elementos que pueden ser susceptibles de deterioro. “Se han respetado todas las carpinterías, barandillas, elementos ornamentales, lámparas y techos y paredes decorados. Se han retirado las butacas del patio del cine y se está eliminando el recrecido del forjado que formaba la pendiente del graderío de butacas, que estaba compuesto por tabiquillos conejeros, estructura de madera y vigas metálicas y nervometal”, expone el informe de Inspección Urbanística.

Además, se ha revisado el plano de planta y sección del mismo, las mediciones del proyecto dónde se refleja dicha demolición, la copia de la licencia y el informe de la Comisión Provincial de Patrimonio cuyas prescripciones fueron trasladadas a la resolución de concesión de licencia.

La licencia fue otorgada en abril de 2019 por el anterior equipo de Gobierno, como ha recordado el actual consejero de Urbanismo y Equipamientos, Víctor Serrano, quien ha remarcado que “se otorgó bien y pasó, como ocurre con los expedientes que afectan a bienes protegidos, por la Comisión Provincial de Patrimonio Cultural de Zaragoza del Gobierno de Aragón, que concedió el 1 de abril de 2019 su visto bueno a estas obras”.

En estos momentos, la propiedad de ese local tiene una licencia para acondicionar el local sin uso para hacer obras que suelen encaminarse a mejorarlo para alquilar, vender o instalar actividad. Después de estos trabajos, señalan desde Urbanismo, lo común y habitual es que próximamente se reciba y se tenga constancia de alguna petición de nueva licencia urbanística y de actividad. En tal caso de que ocurra, si se informa y recepciona la misma, “este gobierno seguirá los criterios técnicos y legales en este tipo de actuaciones, cumpliendo con las indicaciones que marquen los técnicos legales y urbanísticos”, ha apuntado Serrano, quien ha recordado que, al tratarse de un bien con protección especial, deberá pasar de forma obligatoria por la citada Comisión Provincial de Patrimonio para que evalúe y se pronuncie sobre la concesión de la licencia para desarrollar una actividad.

Print Friendly, PDF & Email