Vox reclama protección para la cruz cristiana y su catalogación como Bien de Interés Cultural

La concejal de VOX, Carmen Rouco, ha anunciado la moción para el próximo pleno

El grupo municipal de Vox en el Ayuntamiento de Zaragoza ha registrado una moción para el pleno del próximo 26 de febrero en la que insta a realizar un inventario de las cruces cristianas del viario público y que sean declaradas Bien de Interés Cultural por parte del Gobierno de Aragón. Vox reclama que se les otorgue a estas cruces “la especial protección jurídica que les corresponde” y frenar la “ofensiva” contra los símbolos y los sentimientos religiosos que “se vienen padeciendo”.

La concejal de Vox, Carmen Rouco, ha lamentado de nuevo ser testigos de “actos atroces” contra la cultura, la historia y la fe cristiana. En las últimas semanas, se han decretado ordenanzas como la retirada de la Cruz de las Descalzas, en Aguilar, el derribo de la cruz de Vall d’Uixó, en Castellón, o la sustitución de la cruz de Ondarroa, en Vizcaya, calificados por la concejal como “manifestaciones explícitas de odio”.

El partido culpa a los gobiernos socialistas de “ampararse en leyes ideológicas afines”, que no fueron derogadas por los ejecutivos del Partido Popular cuando “tuvieron fuerza para hacerlo”. A su vez, VOX se siente respaldado por el artículo 16 de la Constitución Española, que garantiza “la libertad ideológica, religiosa y de culto de los individuos y las comunidades” y por la Ley de Patrimonio Histórico español, que establece que forman parte del patrimonio cultural “las muestras culturales de la aportación de nuestra patria a la civilización universal”.

Inventario y amparo

Por ello, el grupo político presentará una moción en el pleno para debatir acerca de la realización o actualización del inventario de cruces existentes en las vías públicas y remitir dicho inventario a la consejería competente del Gobierno de Aragón con el objetivo de que proceda a su catalogación como Bienes de Interés Cultural, para así conseguir la protección jurídica que les corresponda.

“La cruz cristiana es el principal símbolo del cristianismo que, en sus distintas manifestaciones, cuenta con 2.500 millones de practicantes, es decir, un tercio de la población mundial. Las vinculaciones de nuestra sociedad, cultura y tradiciones con la religión católica son previas al nacimiento de nuestra nación y continúan perdurando hasta la actualidad. Independientemente de las convicciones religiosas, lo cierto es que la historia de España como nación está vinculada al cristianismo”, ha expuesto la concejal de Vox, Carmen Rouco.

Print Friendly, PDF & Email