La DGA financia la puesta en marcha de cuatro plantas depuradoras en Teruel

La inversión supera los 4,5 millones de euros

El Gobierno de Aragón, a través del Instituto Aragonés del Agua (IAA), por un lado, ha construido y puesto en funcionamiento cuatro plantas depuradoras de aguas residuales en la provincia de Teruel en este último semestre de 2020. Se trata de las depuradoras de las localidades de Mas de las Matas, Calaceite, Castellote y Mazaleón. La inversión global supera los 4,6 millones de euros.

Se trata de infraestructuras muy demandadas que quedaban pendientes del Plan Especial de Depuración. La capacidad de cada una de ellas supera los 1.000 habitantes equivalentes, alcanzando en su conjunto una gestión de carga contaminante de unos 8.000 habitantes equivalentes. La tecnología aplicada a la planta de Calaceite es de fangos activos en aireación prolongada, tecnología potente que permite tratar adecuadamente los vertidos industriales de la localidad, fundamentalmente los provenientes de las almazaras.

Mientras que las otras tres son de lechos bacterianos, una tecnología blanda de bajo consumo eléctrico, ya que la aireación se realiza de forma natural y la incorporación de placas solares en plantas como la de Castellote.

Por otro lado, estas actuaciones se han completado con un programa de subvenciones, financiado por el IAA en 2017 y 2018 para la construcción de depuradoras en otros diez municipios: Alacón, Griegos, Villar del Cobo, Cuevas Labradas, Valdecuenca, Olba, Peñarroyas (en Montalban), Torrecilla de Alcañiz y tres actuaciones en colectores generales en Albalate del Arzobispo, Cella y Villastar. Todas las depuradoras y colectores están ya en marcha salvo las de Perales de Alfambra y Ródenas que están muy avanzadas y se espera que comiencen a funcionar en marzo de 2021.

En Torrecilla de Alcañiz y Olba se han construido depuradoras extensivas, se trata de humedales artificiales con lecho de gravas que sirven de soporte para las plantas.

Una vez finalizada la construcción de las EDAR por los municipios, estos deciden si encomiendan su explotación al IAA o la gestionan directamente desde el ámbito local. De hecho, este año 2021 el IAA va a pasar a explotar por vez primera siete depuradoras construidas por los municipios en la provincia de Teruel por encomienda de estos.

El Gobierno de Aragón quiere proseguir con el programa de inversiones en depuración de aguas residuales, por considerar esencial la prestación de este servicio y una de las más valiosas contribuciones a la mejora de la calidad de nuestras aguas y del medioambiente.

Por ello, se ha incorporado al FITE 2020 la construcción y puesta en funcionamiento inicial de la EDAR de Cantavieja, cuya obra será licitada y dirigida por el IAA por tratarse de una actuación de dimensión superior a 1000 habitantes equivalentes. El coste de la obra es de 1,05 millones de euros y se espera salga a licitación durante este primer trimestre de 2021.

De igual modo, se ha incorporado una convocatoria de subvenciones a las entidades locales para la redacción de proyectos de mejora de depuración de aguas residuales, en núcleos urbanos de menos de 1.000 habitantes equivalentes de la provincia de Teruel. La convocatoria, que saldrá este mismo mes, estará dotada con 245.000 euros y previamente se mantendrá una reunión, en coordinación con de la Delegación Territorial del Gobierno de Aragón en Teruel, con los ayuntamientos para explicarles cómo se pueden beneficiar de la ayuda.

Desde el IAA se prestará apoyo técnico y acompañamiento durante todo el proceso, para elegir la solución más eficiente tanto desde el punto de vista técnico, como económico y para asegurar la viabilidad de los proyectos, dado que todos ellos deben ser autorizados por el correspondiente Organismo de cuenca.

Print Friendly, PDF & Email