Las visitas a Sijena se retomarán el próximo viernes

Las visitas guiadas pasan a ser de cuatro personas

El Gobierno de Aragón y la entidad propietaria del Monasterio de Sijena –la Orden de Malta– han rubricado ya el convenio de colaboración entre ambas instituciones, que permitirá continuar con la exhibición de las piezas recuperadas de Cataluña en su lugar de origen. Una vez firmado el acuerdo, las visitas a la zona expositiva se retomarán el próximo viernes, 12 de febrero, según el acuerdo al que se ha llegado esta mañana en el seno de una reunión mantenida por la propiedad y el Departamento de Educación, Cultura y Deporte.

Las zonas expositivas que estarán abiertas al público serán los antiguos dormitorios, donde se ubican los bienes, y la sala capitular, recientemente restaurada. En todo caso, se seguirán las restricciones sanitarias, como la limitación de aforos. Las visitas guiadas pasarán a ser de cuatro personas.

Dentro de este marco de actuación, en el que se acuerdan los términos de la colaboración mutua entre ambos firmantes, se reconoce el valor religioso y también el uso cultural monasterio. El objeto del convenio es establecer el marco de actuación y acordar los términos en los que se desarrollará la mutua colaboración para llevar a cabo la habilitación del Monasterio para albergar los bienes muebles recuperados, propiedad del monasterio.

En virtud del texto suscrito, el Real Monasterio de Religiosas comendadoras de San Juan de Jerusalén (Orden de Malta), como propietario, se compromete a ceder al Gobierno de Aragón los espacios en los que se muestren los bienes recuperados, así como la Sala Capitular, en el caso en el que la justicia permita el retorno de las pinturas murales actualmente en exhibición en el MNAC de Barcelona. El convenio especifica que la Orden cede estas zonas, de manera que el Gobierno de Aragón se encargue de su mantenimiento y de su gestión museística.

Este acuerdo va a permitir que la apertura al público de los espacios se realice de forma totalmente independiente de las zonas habitadas por la comunidad religiosa que pudiese residir en el Monasterio, no interfiriendo en absoluto dicho uso cultural en la vida monástica. La propiedad de Sijena autoriza asimismo al Gobierno de Aragón a llevar a cabo las actuaciones necesarias en los espacios cuyo uso se cede, además de permitir las visitas a las zonas expositivas por parte del público.

El personal encargado de la realización de las visitas será designado de común acuerdo y ya ha sido seleccionado por la gerencia de Turismo del Gobierno de Aragón. Por su parte, el Departamento de Educación, Cultura y Deporte se encargará del mantenimiento de los espacios expositivos, así como de la supervisión técnica de los bienes. Otro de los asuntos que se concretan en el texto es la posibilidad de que el Ejecutivo preste apoyo jurídico en el caso de reclamaciones judiciales sobre las piezas que se muestran, como se ha venido haciendo hasta el momento.

El convenio firmado se prorrogará hasta 2025 y podrá ser renovado de ser acordado así por las dos partes dos meses antes de su vencimiento.

El Real Monasterio de Santa María de Sijena fue declarado Monumento Nacional por Real Orden de 28 de marzo de 1923 y desde 2002 es Bien de Interés Cultural, reconocimiento que completa la declaración originaria.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies