El PP acusa a la DGA de desviar la emergencia social de la nieve a los ayuntamientos

La situación de la nieve sigue preocupando en la Comunidad Autónoma de Aragón

El Plan Remonta diseñado por el Gobierno de Aragón no convence al Partido Popular ni tampoco a muchos ayuntamientos que se van a ver afectados por el mismo. Así lo ha manifestado la portavoz popular en las Cortes de Aragón, Mar Vaquero, acompañada de los alcaldes de Sallent de Gállego y Linares de Mora. Han acusado de desviar la emergencia social causada por el cierre de las estaciones de esquí a los ayuntamientos, que no están preparados para hacer frente a esta crisis.

Vaquero ha pedido que la DGA “deje de mirar desde su atalaya para tomar decisiones y vaya a la realidad”, añadiendo que se van a generar “empleos que no son productivos, se tienen que inventar puestos de trabajo”. En este sentido, ha recordado también que los que entren a trabajar “necesitarán uniformes, material de protección o carnés de manipulación”, por lo que exigen que el Ejecutivo “cubra todos los recursos personales y materiales”.

La portavoz popular ha calificado este plan de “ocurrencia perversa” al “adjudicar la responsabilidad a quienes saben que no fallan, a los que están siempre en primera línea para atender las necesidades de los vecinos”. Lamenta que “una vez más se da una situación de improvisación y la DGA está desatendiendo a las personas que necesitan en este momento un plan”.

El alcalde de Sallent de Gállego, Jesús Gericó, ha explicado el caso que se vive en su Consistorio. Un total de 95 personas se han apuntado a este plan de empleo, que no perciben ni ERTE ni subsidio alguno, mientras que a día de hoy en el Consistorio la plantilla consta de 40 trabajadores. “¿Cómo puedes hacer frente a 95 sueldos más?”, se pregunta Gericó.

También ha mostrado sus reivindicaciones la alcaldesa de Linares de Mora, Yolanda Sevilla. En este sentido, ha explicado que su municipio está a más de 1.400 metros de altura. “¿Qué labores les pongo a hacer?”, cuestiona, incidiendo en que puede “emplearles en medio ambiente, pero no en febrero”. Por ello, considera que “en febrero no hay gente ni trabajo” y al final se va a “quedar sin dinero y sin solucionar el problema”.

Print Friendly, PDF & Email