El Huesca se mantiene a seis puntos de una salvación que se encuentra “a dos victorias”

Ontiveros disputa un esférico con Kubo. Foto: S.D.H.

Dos victorias separan a la Sociedad Deportiva Huesca de volver a reengancharse con los puestos que le permitan soñar con la salvación. A priori, no parece algo difícil de lograr, pero los altoaragoneses han logrado solo una en los 20 partidos de competición. De esta forma, quieren sacar la primera ante el Valladolid, como bien explicaba Ontiveros, y como siempre ir “partido a partido”.

A pesar de que tendrá que animar al equipo desde su casa por ver la quinta amarilla, algo que le da “mucha rabia”, mantiene la fe. La idea que ha transmitido es que la salvación sigue estando al alcance del equipo, pero debe empezar a sumar de tres en tres. “El equipo está con muchas ganas de sacar los tres puntos y la victoria. Serían muy importantes para nosotros y también para la afición”, incidía el atacante.

El pasado sábado, los de Pacheta lograron un empate en casa que Ontiveros considera “un punto trabajado”. El Villarreal, quinto clasificado en la Primera División, “puso las cosas difíciles”. A pesar de todo, el equipo “tuvo nivel, pero faltaron ocasiones para materializarlas en el resultado”. A pesar de que cuesta marcar goles en este equipo, hacérselos no es tarea sencilla.

Sobre ese asunto ha hecho especial hincapié Javier Ontiveros ante los micros. Considera que se está trabajando bien, pero esa falta de ocasiones está lastrando seriamente la labor del equipo. Y las pocas que tienen, cuestan materializarlas tanto que suman cuatro partidos consecutivos sin ver portería.

Ontiveros también ha valorado el trabajo de Pacheta, que “ha puesto su estrategia” para ganar los partidos. Ahora es el equipo, que ya lleva dos semanas a sus órdenes, el que debe sacarle “el máximo partido posible para que el que entre pueda dar el máximo nivel”. El partido ante los pucelanos es una auténtica final.

Otro episodio que debe acometer el Huesca es el de las entradas y salidas. Los de la capital oscense necesitan urgentemente reforzar la línea de ataque, el centro del campo y la retaguardia. A la vista está que, actualmente, con lo que hay no es suficiente para ganar. Por ello, urgen los refuerzos para afrontar el último tramo de competición con garantías.

Print Friendly, PDF & Email