El zaragocismo estalla contra el arbitraje de Ávalos Barrera ante el Albacete

Ávalos Barrera pitó un penalti inexistente contra el Zaragoza

Ver para creer. Al Real Zaragoza ya no le basta ni con las buenas sensaciones que se perciben en el equipo después de la llegada de JIM al banquillo. Un nefasto e indigno arbitraje de Rubén Ávalos Barrera y la mala suerte del Zaragoza con los cuatro remates al palo en los últimos minutos provocaron la primera derrota del club en esta tercera etapa de entrenadores. El zaragocismo ha estallado contra el arbitraje y lamenta que esta actuación pueda cambiar el destino del equipo. Un partido en el que fueron muy superiores los maños, sobre todo después de la salida del “Toro” y de la entrada de Iván Azón.

Después de los siete puntos de los nueve posible que ha conseguido el Zaragoza desde la llegada de JIM (hasta el partido de ayer), y los fichajes de Alegría y de Peybernes (aunque este último no fue convocado por motivos burocráticos), algo diferente se respiraba entre la afición. Pero ese respiro se convirtió en un tufo con el arbitraje de Rubén Ávalos Barrera. Una jugada que no corría ningún peligro fue un auténtico regalo para los del Albacete; una jugada entre Vigaray y Manu Fuster completamente inocente y sin falta por parte del jugador maño hizo que el árbitro fuera el único que “viera” penalti sobre Fuster.

Fue una acción en la que ambos buscan el balón y Vigaray le gana la partida, siendo incluso golpeado por el jugador del Albacete, pero Ávalos Barrera señaló penalti, y ni siquiera analizar la jugada en la pantalla del VAR durante un largo minuto le hizo cambiar de opinión. JIM ha preferido no opinar sobre este bochornoso momento del partido, aunque sí que ha reconocido que esa jugada ha sido “determinante” y que espera “no tener la misma suerte que anoche en los próximos partidos”. Eguaras tampoco pudo contenerse al terminar el partido y mostró su indignación porque “la actuación del árbitro había influido”. Incluso, al finalizar el partido, Christian Lapetra reconoció en AragónTV que el colegiado no había estado “nada acertado”. El mítico Ander Herrera también aprovechó sus redes sociales para mostrar su incredulidad y calificar de “escándalo” el penalti que condenó al Zaragoza.

En el minuto 81 llegó otro de las grandes polémicas, con una entrada durísima de Arroyo a Narváez, clavándole los tacos de la bota en la tibia, que ni siquiera fue pitada falta. En esta ocasión, Pérez Pallás desde Las Rozas mandó a Ávalos Barrera al VAR para mostrar una clara tarjeta roja. Una expulsión que debía haber llegado mucho antes, cuando, en el minuto 40, el local Azamoum debió ver la segunda amarilla por una entrada por detrás a Bermejo. No obstante, sí le enseñó la cartulina a Narváez por protestar.

Mala suerte

Además de la nefasta actuación del árbitro, no se puede decir que el Zaragoza tuviera la mejor suerte de la temporada. Durante todo el encuentro tuvieron ocasiones sueltas, pero lo que ocurrió en los últimos minutos fue algo que, quizá, ningún aficionado zaragocista recuerda. Cuatro postes en menos de diez minutos. La salida del “Toro” hizo que Azón pudiera demostrar todo su potencial, aunque, en este caso, contra el poste de la portería: él mismo, Adrián, Alegría y Narváez estuvieron a nada de marcar, pero la mala suerte y la portería se interpusieron en el camino. Ni el portero del Albacete se lo creía.

Un encuentro que podía haber acabado con goleada de los maños se convirtió en un auténtico circo por agentes ajenos al Real Zaragoza. La única buena noticia es precisamente esta: aunque corren el riesgo de volver a estar en descenso dependiendo de los resultados de sus contrincantes directos, el Zaragoza de enero no tiene nada que ver con el del comienzo de la temporada.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies