Las trabajadoras de la Residencia de Asín respaldan y secundan la versión del alcalde

El equipo de la Residencia ha aprovechado para manifestar su apoyo a los sanitarios que llevaron a cabo la vacunación

Las trabajadoras de la Residencia Municipal Virgen del Campo, donde se vacunó al alcalde de Asín, Rogelio Garcés, muestran su “apoyo y respaldo” al edil y creen que “no se ha realizado ningún acto ilegal y reprochable”, sino que lo consideran “un acto de responsabilidad y responsabilidad”.

“Como testigos presenciales del acto, aseguramos que en ningún momento se valoró su vacunación como algo atribuible a su cargo de alcalde, sino como presidente del patronato que rige el centro y sobre todo como activo colaborador en las tareas de la casa”, han continuado las trabajadoras de la Residencia. También han justificado la inoculación por su “contacto directo y estrecho tanto con la plantilla como con los residentes”.

Han añadido que el centro no ha tenido ni un solo caso de Covid-19 desde que comenzó la pandemia y que eso se debe al equipo, “siendo Rogelio Garcés, uno de los principales y más activos”. Por ello, valoran como “justo y necesario” que el alcalde se vacunara para “minimizar riesgos”.

Asimismo, han aprovechado para manifestar su apoyo al equipo sanitario que llevó a cabo la vacunación y a su “buen criterio y atención a los listados existentes”.

Print Friendly, PDF & Email