JIM da un giro de timón al Zaragoza y se estrena con victoria en La Romareda ante el Lugo (1-0)

Los maños superaron al Lugo con buen juego. Foto: Real Zaragoza

Buen juego, buenas sensaciones y tres puntos más en el debut liguero de Juan Ignacio Martínez en el estadio de La Romareda. Los maños fueron mejores en todo momento a su rival, el Lugo, que no logró perforar la meta de Cristian. Con esta victoria, el conjunto blanquillo suma 16 puntos y duerme a dos de la salvación.

El nuevo míster no arriesgaba en su once de incio. La única novedad con la que se iba a atrever es con el “Toro” Fernández, que saltaba de inicio en detrimento de Iván Azón. A su lado estaría Narváez, secundado en banda por Chavarria y Zanimacchia. En el doble pivote, Eguaras y Francho. Atrás formaban dupla Jair y Guitián con bandas para Nieto y Vigaray. Cristian no fallaba en la portería. Por parte del Lugo, los nombres más destacados eran Ferrao Venancio, El Hacen, Hugo Rama o Carrillo.

La primera acción a balón parado provocaba un córner tras un remate de Narváez, y en el saque de esquina, Jair remataba perfecto y obligaba a Cantero a lucirse. En el rebote, Francho no lograba encontrar un rematador. Se veía un Real Zaragoza más agresivo en los diez primeros minutos de JIM en La Romareda. Al cuarto de hora, con otro peligroso córner, el guardameta lucense despejaba la bola y caía para Eguaras. Finalmente, el remate lo volvía a rechazar.

Respondía Gerard Valentín por los visitantes que se quedaba solo ante Cristian y enviaba el balón al palo, pero estaba en fuera de juego. Pero a continuación, Fernández ponía un centro que rechazaba un rival dejaba a Francho otra vez solo. El remate no era bueno, pero Narváez tenía la oportunidad de empujarla y la enviaba fuera. Los maños estaban disputando minutos de gran juego.

Se convertía en un encuentro de ida y vuelta, y el Lugo conseguía despertar para poner en apuros a los maños. Primero a balón parado y desplegando su juego por las bandas lograba imponerse en la zona de tres cuartos. Y al filo del descanso, Gerard Valentín se marchaba por la izquierda, ponía el centro y el golpeo de El Hacen rebotaba en Jair. Así terminaba la primera mitad en el municipal, con ocasiones para ambos equipos pero más para los maños, a los que solo les faltaba el gol.

Segunda mitad blanquilla

La salida del túnel de vestuarios le sentaba bien a los de JIM, que tenían la más clara del encuentro. El “Toro”, que completaba una actuación soberbia, se daba la vuelta y tras un rechace el balón caía para un Narváez escorado. Este lograba meterse en el área y la colocaba con rosca por encima del arquero, pero el larguero repelía el disparo cuando se cantaba el gol.

Llovían las ocasiones para el Real Zaragoza. Un remate de Zanimacchia de falta, otro de cabeza que terminó en falta inexistente y uno más de Narváez que se iba a córner eran las más claras. En el 61 era Nieto quien la tenía de cabeza pero no lograba acertar entre los tres palos. Cinco más tarde, el lateral protagonizaba una maravillosa jugada individual con caño incluido pero el remate se marchaba por encima del arco.

En el minuto 68, Zanimacchia lograba recuperar el balón en campo rival y lo dejaba para Eguaras. Este ponía el balón con clase dentro del área, donde se encontraba Chavarria, que controlaba y remataba al fondo de la portería para poner el 1-0 revisado por el VAR. Se estrenaba el catalán como goleador y ahora había que mantener el resultado e incluso ampliarlo.

Conseguía llegar con el 1-0 al minuto 90 este nuevo Real Zaragoza, que además de los tres puntos, dejaba buenas sensaciones en el debut de JIM. Los maños habían gozado de más ocasiones y desplegaron mejor fútbol que su rival. Los tres puntos se quedaban en La Romareda y el conjunto blanquillo se acerca un poco más a la salvación.

Print Friendly, PDF & Email