Al freír será el reír…

Citamos los refranes incompletos porque “a buen entendedor…”. “Al freír será el reír…” nos recuerda la diferencia entre el valor y el precio. Se dice que este refrán procede de un cuento ambientado en el reinado de Felipe IV. ¿Recuerda el lector cómo termina el refrán y cuál es ese cuento?

Si no encuentras la solución PULSA AQUÍ
“Al freír será el reír y al contar será el llorar”

En tiempos del rey Felipe IV había en Madrid un calderero tan bribón como rufián, del que quiso burlarse un pícaro no menos ingenioso y astuto que él. Fue el pícaro a comprarle una sartén al calderero y éste, entre requiebros y halagos, consiguió ocultarle un agujero que la sartén tenía y que el pícaro, entre tanta zalamería, no alcanzó ver. El pícaro, sin ver que era víctima de un sablazo, supo a su vez engañar al calderero pagando la sartén con unas monedas falsas.
Ambos se sentían tan satisfechos y pagados de sí mismos que mientras el calderero mascullaba para sí: “al freír será el reír”, el pícaro rumiaba: “al contar será el llorar”.

Print Friendly, PDF & Email