Salud Pública recuerda que sigue abierta la campaña de vacunación frente a la gripe

Imagen de archivo de una campaña de vacunación

La campaña de vacunación antigripal, que empezó a principios de octubre, está próxima a finalizar. Por eso, desde la Dirección General de Salud Pública han hecho un llamamiento a las personas que pertenecen a los grupos considerados de riesgo y que todavía no han accedido a la inmunización, para que acudan a su centro de salud en los próximos días.

En el presente curso, la vacunación es especialmente relevante por la pandemia de Covid-19, ya que la coinfección con ambos virus multiplica por dos el riesgo de muerte. Además, la disminución de la incidencia de gripe mejora las posibilidades de detección de Covid-19 en presencia de cuadros respiratorios.

Los datos de vacunación hasta la fecha muestran que entre las personas mayores de 65 años se está cerca de alcanzar el objetivo de vacunación del 75%, con sectores que ya lo superan, como Calatayud (80,4%) o Teruel (79,6). Así pues, queda un porcentaje de población para la que se sigue recomendando la vacunación. En total ya se han administrado más de 300.000 dosis (en los datos no constan aún las vacunaciones administradas en centros privados y en servicios de prevención de riesgos laborales destinados a personas en grupos de riesgos).

En cuanto al personal sanitario, los datos provisionales –faltan todavía de cargar datos por parte de los servicios de prevención de riesgos laborales en los sistemas de información- indican un fuerte crecimiento en las coberturas: ya se han vacunado 13.626 profesionales, lo que supone el 54% del total, frente al 24% de la pasada campaña.

Quién debe vacunarse 

Los grupos de riesgo establecidos por la Dirección General de Salud Pública son, con carácter general, todas las personas de 65 y más años, y los menores esa edad con algún factor de riesgo: Enfermedades pulmonares y cardiovasculares; enfermedades metabólicas, hepáticas, renales, neurológicas o neuromusculares; trastornos y enfermedades con disfunción cognitiva; asplenia, hemoglobinopatía o anemia; patologías que producen inmunosupresión (incluida VIH, medicación); obesidad mórbida; implante coclear; cáncer; enfermedad celíaca, fístula de LCR y enfermedad inflamatoria crónica (intestinal y artropatías); nacidos prematuros (antes semanas 32, desde 6 meses hasta los 2 años); mujeres embarazadas (independientemente de la edad de gestación) y puerperio (hasta 6 meses tras el parto si no se vacunaron en embarazo).

Además, es fundamental que se vacunen las personas que pueden transmitir la gripe a otras personas de riesgo: profesionales sanitarios; trabajadores de centros sociales residenciales o en centros de cuidados de enfermos crónicos; cuidadores principales de enfermos crónicos dependientes; estudiantes en prácticas en centros sanitarios y socio-sanitarios; personas que conviven con otras pertenecientes a grupos de alto riesgo.

Asimismo, se recomienda la vacunación en profesionales de servicios esenciales a la comunidad (policía, bomberos, protección civil); personal de instituciones penitenciarias y otros centros de internamiento; trabajadores de explotaciones avícolas y porcinas o en contacto con aves silvestres.

Cabe recordar que, desde el 23 de noviembre, pueden solicitar la vacuna antigripal todas personas que trabajan en centros educativos no universitarios (guarderías e infantil; primaria, secundaria obligatoria, formación profesional y bachillerato).

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies