El PP acusa al alcalde de Huesca de radicalizarse por no apoyar la educación concertada

El PP ha acusado al alcalde de Huesca, Luis Felipe, de radicalizarse por su negativa a apoyar la educación concertada. Los populares del Ayuntamiento de Huesca han hecho prosperar su moción en apoyo de la educación concertada en el pleno municipal celebrado el 24 de noviembre. La propuesta de resolución se enmarcaba en las muestras de rechazo en todo el país a la Ley Celáa, un texto legislativo que, a juicio de los populares, supone un ataque frontal contra la Constitución.

El PP municipal ha argumentado que ninguna reforma educativa ha contado con menor representación de los colectivos afectados. En consecuencia, la moción aprobada con el voto en contra del PSOE y Con Huesca exige la paralización de la Lomloe para que la comunidad educativa participe en el diseño de un proyecto de ley Orgánica a través de comparecencias de expertos educativos y sectores como las familias, los profesionales y los Consejos Escolares. También requiere la retirada la Disposición Adicional Cuarta de la Lomloe para garantizar que los centros específicos de educación especial puedan seguir escolarizando a los alumnos de todos los perfiles educativos como en la actualidad. La moción hacía alusión igualmente a la defensa del castellano como lengua vehicular y la adopción de medidas extraordinarias en los centros educativos durante la pandemia.

Precisamente, la reacción del equipo de gobierno ante la crisis de la Covid-19 ha sido duramente criticada en el debate de una segunda propuesta del PP que defendía el apoyo a pymes y autónomos, con mención específica a la hostelería, los gimnasios y los centros deportivos, a través de nuevas líneas de ayudas fiscales. Entre otras, los populares defendían en el pleno la exención de la tasa de veladores e iniciativas como la bonificación del 30% del IBI o financiar gastos como el arrendamiento de locales o la adquisición de material sanitario. La portavoz del PP, Gemma Allué, acusa a Luis Felipe de restar toda relevancia al Ayuntamiento en la lucha contra la pandemia, al tiempo que censuraba su carencia de liderazgo. El pleno, no obstante, sí se aprobaba una moción del PP para garantizar la higiene y la seguridad en los espacios municipales.

Allué, especialmente, vinculaba el apoyo del PSOE a la Ley Celáa con la propia pandemia. Para la portavoz municipal del PP, “la izquierda populista ha aprovechado que el foco social está puesto en la crisis de la Covid-19 para maniobrar desde el juego sucio e imponer leyes que atacan a la Constitución. Luis Felipe se ha quitado la máscara para alinearse con los radicales”.

Print Friendly, PDF & Email