Un Zaragoza falto de ideas cae en el último minuto ante el Mirandés (1-0)

Los maños deben afinar su puntería de cara a portería. Foto: Real Zaragoza/Tino Gil

Una vez más, el Real Zaragoza volvió a caer. Esta vez fue en el campo del Mirandés, Anduva, donde los maños sufrieron la derrota en el último minuto. Los de Baraja estuvieron faltos de ideas y de pegada. Por tercer partido consecutivo, los zaragocistas no fueron capaces de perforar la meta rival. Con un punto de los últimos doce, urge una reacción.

Saltaba a Anduva el Real Zaragoza con nuevas novedades en su once inicial. Nieto en el lateral y Chavarría de interior era la primera que llamaba la atención. Después, el doble pivote pasaba a estar en manos de Javi Ros y James Igbekeme, que volvía a la titularidad. Arriba, Vuckic dejaba su sitio para el “Toro” Fernández.

El Real Zaragoza comenzaba con algo más de peligro. En la banda de Bermejo y Tejero se lograba alguna internada de vez en cuando hacia el área rival. Incluso, en el 13 puso un centro para Fernández que, de haber rematado bien, podría haber tenido aire de jugada peligrosa. Atrás se estaba haciendo un buen trabajo, aunque Javi Ros y Guitián a punto regalan el gol tras un balón mal sacado desde atrás.

En general eran los maños los que daban una sensación de mayor control. Aun así, 0-0 sin apenas ocasiones cuando se superaba la media hora. Lo más emocionante hasta entonces era que el balón se pinchó en el 33. Pero sería en el 35 cuando llegaba las más clara. Un pase de la muerte de Chavarría dejaba al “Toro” solo en el área pequeña para rematar. Pero a la hora de empujarla, la enviaba a las nubes.

Respondía el Mirandés con un centro desde la frontal. Cristian estaba atento y repelía el balón lo suficiente como para que tampoco llegase ningún rival al rechace. De nuevo, actuación notable del guardameta. Fernández la volvió a tener, otra vez solo. La puso Ros, la devolvió Narváez y, cuando tenía que rematar con fuerza con todo a favor, la enviaba a las manos de Lizoain.

Monotonía tras el paso por vestuarios

Ros e Igbekeme perdían la pelota y Cristian volvía a actuar. Repelía el argentino un disparo de Moha y lo enviaba a córner. El Mirandés ponía una marcha más al partido y se acercaba más al área zaragocista. Eso sí, llegaba el primer disparo serio de la segunda parte en Anduva para los maños. Tras una buena jugada de Bermejo, Narváez golpeaba duro, raso, desde la frontal, pero pegaba directamente en el palo y se iba fuera. Un minuto después, anotaba en claro fuera de juego y era anulado.

Se llegaba a los últimos 20 minutos sin cambios y sin la chispa necesaria para ganar. Misma situación en el 75. Tampoco se mejoraba con la entrada de Zapater, Larrazábal y Zanimacchia. No estaba el Real Zaragoza convencido de lo que hacía e, inevitablemente, volvieron a pinchar. La jugada desgraciada llegaría en el minuto 92. Iván Martín centraba hacia la posición de Moha, que superaba a Tejero, y metía el balón en el fondo de la portería.

A continuación, el colegiado decretaba el final del encuentro. No había tiempo para más, y a los maños se les acrecentaban las dudas. Nueva derrota, esta vez más dolorosa que las anteriores, y muchas dudas en un conjunto maño que necesita un cambio urgentemente.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies