Los 2.000 rastreadores militares ya están disponibles para ayudar a las comunidades

La subsecretaria de Defensa, Amparo Valcarce, a la izquierda, junto a un mando militar en la rueda de prensa de este jueves | Foto: Defensa

El Ministerio de Defensa ha remitido a las comunidades autónomas los protocolos para la activación de los 2.000 efectivos de las Fuerzas Armadas encargados del rastreo de casos de coronavirus que podrán ser desplegados en el “mínimo tiempo” posible.

Así lo atestiguó la subsecretaria de Defensa, Amparo Valcarce, en un encuentro informativo en el que explicó la propuesta que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, hizo a las comunidades autónomas para poner a su disposición hasta 2.000 rastreadores del virus.

Valcarce estuvo acompañada por la ministra de Defensa, Margarita Robles; por la directora del Instituto de Medicina Preventiva de la Defensa, teniente coronel María del Carmen Aríñez Fernández, y por dos enfermeros de la Unidad Militar de Emergencias (UME) que ya han trabajado como rastreadores en el ámbito militar: el capitán Rey y el teniente Vidal.

La subsecretaria de Defensa explicó se han remitido a las distintas comunidades  los protocolos en los que se establece el procedimiento a seguir para que aquellas que tengan dificultades en el rastreo de los contagios puedan recurrir a los rastreadores militares.

Las consejerías de Sanidad de las comunidades que quieran echar mano de estos rastreadores deberán remitir al Ministerio de Sanidad una solicitud motivada por escrito cuyos fundamentos serán valorados por el Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias (Ccaes) para su posterior traslado a Defensa.

A su vez, afirmó que las Fuerzas Armadas tienen capacidad de despliegue en toda España, por lo que los rastreadores se podrán incorporar a su cometido “en cualquier momento del proceso” -bien cuando la comunidad sospecha de la existencia de un brote, bien cuando éste ya ha hecho acto de presencia- para desempeñarlo “el tiempo que sea necesario e imprescindible”.

Defensa tiene la capacidad suficiente para rastrear los contagios que puedan aparecer en el seno de las Fuerzas Armadas y para poner a disposición de las comunidades autónomas 2.000 rastreadores, cuyo coste económico lo sufragará el departamento dirigido por Robles.

Tras confirmar que algunas comunidades autónomas han mostrado “enorme interés” en los rastreadores, aclaró que Defensa ofrece su servicio reservándose la capacidad de decidir, a partir de la petición formulada por ellas y en coordinación con el Ccaes, el número de estos efectivos que realizarán las labores de rastreo en cada una de ellas

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies