Abierta a la circulación la conexión entre la N-240 y el enlace de Ascara (Jaca) de la A-21

La subdelegada del Gobierno en Huesca, Silvia Salazar, ha visitado la infraestructura

La nueva conexión entre la pedanía de Ascara (término municipal de Jaca) y la carretera N-240 ha entrado en servicio hoy, completándose así la plena funcionalidad del enlace de Ascara de la Autovía A-21 Jaca-Pamplona. La actuación, con un presupuesto de 3,9 millones de euros, ha movilizado una inversión total de 4,08 millones de euros, incluyendo las expropiaciones y asistencias técnicas.

La subdelegada del Gobierno en Huesca, Silvia Salazar, ha participado en el acto de apertura de este vial, que ha requerido la ejecución de un nuevo puente que cruza el río Aragón. Salazar ha destacado la relevancia del tramo y de esta infraestructura, ya que “supone una importante mejora de la conectividad de la A-21 con las poblaciones del entorno y con dos importantes activos patrimoniales y turísticos de la zona: el monasterio de San Juan de la Peña y enclave románico de Santa Cruz de la Seros.

Salazar ha señalado también que este nuevo tramo se enmarca “en la constante mejora de la seguridad de las carreteras por parte del Estado”. Así, el nuevo puente sobre el río Aragón aumenta la seguridad tanto desde el punto de vista hidráulico, puesto que aumenta de manera extraordinaria la capacidad de drenaje y elimina la posibilidad de formación de tapones por el arrastre de árboles en crecidas, como desde el punto de vista viario, ya que su sección tipo con carriles de 3,5 m y arcenes de 1,0 m de anchura y sus sistemas de contención, cumplen con los requerimientos actuales de seguridad.

En la visita han participado también Javier Acín, teniente de alcalde de Jaca; Ignacio García, jefe de la Unidad de Carreteras del Estado en Huesca, y Margarita Padial, jefa provincial de Tráfico. Esta última ha aprovechado para recordar la importancia de extremar la precaución en la carretera durante el periodo estival: “Que las ganas por recuperar la nueva normalidad no nos lleven a cometer imprudencias. No es por la sanción, sino por la propia seguridad de cada uno: siempre hay que viajar en coche con cinturón de seguridad y en moto con casco, respetar límites de velocidad y prestar una atención permanente a la conducción”.

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS

El tramo Jaca (Oeste)-Santa Cilia de la autovía A-21 Jaca-Pamplona se puso en servicio en julio de 2019 tras un acto presidido por el ministro José Luis Ábalos. En aquel momento, quedó pendiente de habilitar la definitiva conexión del enlace de Ascara con la N-240 a través del vial de acceso a la pedanía de Ascara. Esta conexión acondicionada permite, una vez puesta en servicio, mejorar la conectividad de la A-21 con las poblaciones del entorno, el monasterio de San Juan de la Peña y el enclave románico de Santa Cruz de la Serós.

Para materializar la conexión, que se compone de un vial de 400 metros de longitud, ha sido necesario ejecutar un nuevo puente para salvar el río Aragón, cuya cota ha requerido ajustar la rasante de la N-240 en un tramo de 600 metros, en el entorno de la intersección con el nuevo vial hacia Ascara.

El nuevo puente sustituye a uno antiguo de anchura insuficiente. Se trata de una estructura de 210 metros de longitud distribuidos en seis vanos de 30, 45, 40, 35, 35 y 25 metros respectivamente. La tipología del vano que salva el cauce del río Aragón es la de un puente losa de hormigón “in situ” de canto variable, en el que las pilas quedan empotradas en el tablero formando un pórtico. En el resto de vanos el tablero es de canto constante y constituye una losa continua.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies