Confinada una decena de vecinos en Alacón tras contagiarse en un encuentro familiar

El alcalde de Alacón, Ricardo Alquézar, en las calles del municipio

El municipio turolense de Alacón ha registrado un rebrote, al parecer por un encuentro familiar celebrado hace dos semanas al que acudió una persona contagiada que procedía de Lérida. Los miembros, de la misma familia, son jóvenes de entre 35 y 40 años y se encuentran todos confinados en sus domicilios, ya que residen entre tres y cuatro viviendas en el mismo pueblo.

Se trata de una familia marroquí que lleva más de 20 años en la zona y que actualmente tienen a once miembros positivos. Todo surgió en una celebración familiar hace dos sábados. Al parecer, la “paciente cero” era una mujer que llegó desde Alcarràs (Lerida), trabajadora de un almacén de fruta. Actualmente se está haciendo seguimiento a toda la familia y están confinados por ahora 14 días.

El Salud aragonés se encuentra ahora en el proceso de rastreo, seguimiento y pruebas en el centro de salud de Muniesa. El alcalde del municipio, Ricardo Alquézar, “no descarta que salgan más positivos”. Además, ha confirmado a ARAGÓN PRESS que varios de los miembros de la familia trabajan en un taller de empleo en el mismo pueblo y también les han practicado las pruebas pertinentes a los compañeros. A pesar de que únicamente han dado positivo cuatro de los trabajadores, que son de la familia infectada, han sido confinados igualmente.

Los afectados sufren síntomas leves como fiebre. Por su parte, la familiar leridana que contagió al resto de personas se encuentra en confinamiento también en su domicilio.

El bar del pueblo cierra sus puertas de forma temporal

Mientras, el bar del municipio ha decidido cerrar este mismo miércoles sus puertas de forma temporal, al menos dos semanas, de cara a evitar la propagación. A pesar de que es el único que tienen, la población apoya la medida en líneas generales.

Además, en el pueblo han intensificado las labores de desinfección en las zonas más transitadas como parques, escuela, el médico, el banco o el ayuntamiento. El encargado de esta tarea ha admitido que están “con mucho miedo, tomando muchas precauciones y desinfectando el pueblo desde primera hora de la mañana”.

Otra vecina de Alacón, Yolanda, ha explicado que primero se realizaron pruebas “a los que habían estado en contacto directo” con la persona infectada que llegó de Lérida, calculando que se habrán realizado “unas 12-15 y ahora el número aumentará”.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies