Niños y mayores aprovechan la reapertura de los parques en Zaragoza

Lucía (a la izquierda) disfruta del primer día de parque en la nueva normalidad
La campaña se ha difundido en centros municipales de tiempo libre, ludotecas, casas de juventud, enseñanzas artísticas y centros educativos

Las zonas infantiles de los parques han abierto este lunes 22 de junio después de su clausura como medida de prevención por la Covid-19. Por la mañana, tanto niños como mayores han aprovechado para disfrutar de sus toboganes, columpios y máquinas de ejercicio. Esta medida es un paso más de la nueva normalidad que se inició este domingo y que permitirá a los españoles disfrutar con mayor libertad del recién estrenado verano.

En Zaragoza, algunos padres no han desperdiciado la ocasión y han mandado a los abuelos salir a entretener a los nietos a la plaza de los Sitios. “Los críos han acusado la cuarentena y necesitaban salir”, pero que ellos estaban “muy cómodos en casa”, confiesa la abuela de Lucía. Su nieta, sin bajar de su atracción favorita, el columpio, cuenta que “hacía mucho que no iba a un parque” porque “con el coronavirus no se podía”. Lo echaban de menos.

Otros no sabían que hoy era el día, pero los niños se han emocionado: “él ha visto el parque y le ha hecho mucha ilusión, está probándolo todo”, afirmaba otra abuela. Esta misma, sin embargo, entiende que “cuando no se puede no se puede” y que durante el confinamiento no se han saltado las medidas a pesar de la ilusión de los niños por salir a la calle.

Durante estos meses, algunos padres han “buscado alternativas para entretener a los niños en casa”, pero “mucho mejor en el parque, es a lo que están acostumbrados”, declaran. Para estos padres fue complicado mantener a su hija alejada de las zonas infantiles: “cuando pudimos empezar a salir ella intentaba venir al parque y sobre todo relacionarse con otros niños, no le podíamos dejar”. Hoy ha sido complicado hacer mover a los pequeños, cuentan que llevaban una hora y no querían marchar todavía.

Las temperaturas de esta mañana han permitido a los niños pasar un buen rato. La máxima, de 35 grados, se alcanza por la tarde y no llega a los treinta hasta la una del mediodía.

Print Friendly, PDF & Email
Lucía (a la izquierda) disfruta del primer día de parque en la nueva normalidad