El impacto de la pandemia redujo el coste laboral en Aragón hasta los 2.395 euros por trabajador

Según el informe, por trabajador, un total de 668,71 euros se correspondieron a otros costes,

El impacto de la pandemia ha sido desigual por comunidades autónomas, dependiendo principalmente de su estructura productiva. Según publica este martes el Instituto Nacional de Estadística (INE), en Aragón, el coste laboral -atendiendo al crecimiento anual- supuso 2.395,22 euros por trabajador y mes durante el primer trimestre de 2020, lo que implicó un descenso del 0,5% con respecto al mismo periodo del año anterior. De este modo, la Comunidad se posicionó como uno de los territorios nacionales con mayor tasa en negativo.

Esta cifra, inferior a la media nacional (0,8%), constituyó un coste por hora efectiva de 18,80 euros, un 2% más que el año anterior. Asimismo, el coste salarial por trabajador y mes ascendió a los 1.726,51 euros durante el mismo periodo, un 1,5% menos que el año anterior. Por hora efectiva supuso una cuantía de 13,55 euros por hora, un 0,9% más que el mimo periodo de 2019.

Según el informe, por trabajador, un total de 668,71 euros se correspondieron a otros costes, resultando un aumento del 2,2 % con respecto al tercer trimestre del año anterior. En este sentido, la hora tuvo un coste de 5,25 euros, tras un incremento del 4,8%.

En cuanto a la jornada laboral, el total de horas pactadas por trabajador fue de algo más de 146, de las que 127,4 fueron efectivas y 20 no trabajadas. Concretamente, los trabajadores a tiempo completo pactaron 168,6 horas, de las que 146,2 fueron efectivas y 23,4 no trabajadas. En cuanto a la jornada a tiempo parcial, se pactaron 77,6 horas por trabajador, de las que algo más de 68 fueron efectivas y 9,7 correspondieron a horas no trabajadas.

Finalmente, Aragón registró 2.009 vacantes, lo que supuso un 2% sobre el total. El 94,3% de las vacantes se mantienen porque la empresa no necesita más trabajadores, mientras que el 2,4% son por el elevado coste de contratación.

Datos nacionales

El coste laboral de las empresas se situó en 2.570,32 euros por trabajador y mes en el primer trimestre, con un aumento del 0,8% respecto al mismo periodo de 2019, mientras que el coste salarial por trabajador y mes se incrementó un 0,7% y alcanza los 1.889,78 euros de media. Por su parte, los otros costes subieron un 1,0%, alcanzando los 680,54 euros por trabajador y mes. Durante el primer trimestre de 2020, la jornada semanal media pactada por trabajador, considerando conjuntamente tiempo completo y tiempo parcial, llegó a las 34,2 horas.

De estas, se perdieron 4,7 horas a la semana, de las cuales 2,0 son por vacaciones y fiestas disfrutadas. De ellas, 1,4 horas se debieron a bajas por incapacidad laboral y 0,7 horas no se trabajaron por razones técnicas, económicas, organizativas, de producción o fuerza mayor –incluye el tiempo no trabajado de los trabajadores afectados por expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE)–. El resto de horas no trabajadas (0,6) se debieron a otras posibles causas como maternidad o paternidad, otros permisos remunerados, conflictividad laboral, etc.

Mientras, el coste laboral por hora efectiva aumentó un 4,8% en tasa anual como consecuencia del menor número de horas trabajadas debido, fundamentalmente, a la pandemia provocada por el Covid-19 y la declaración del estado de alarma, que afectó a las dos últimas semanas del mes de marzo. Por su parte, el coste laboral por hora pagada creció un 0,6% puesto que el 98,4% de las horas no trabajadas son remuneradas (incluyendo las de ERTE). En tasa trimestral, y con datos corregidos de calendario y desestacionalizados, la variación del coste laboral por trabajador fue del –0,3%, mientras que el coste por hora efectiva aumentó un 2,1%.

Con resultados corregidos de calendario la tasa anual por hora efectiva llegó al 4,2%, mientras que por trabajador fue del 0,8%. Desestacionalizados, el coste laboral por hora efectiva aumentó un 4,2%, mientras que por trabajador crece un 1,0%. El número de vacantes se situó en las 103.005 en el primer trimestre. El 89,6% se encuentró en el sector Servicios.

Por sectores, fue la Industria la que registró menor subida del coste laboral total, y los menores aumentos en los principales componentes del coste. En la Construcción el coste laboral total sube 0,8% en tasa anual. En este sector destacó el crecimiento de los otros costes, debido al crecimiento de las prestaciones sociales directas, siendo el único sector donde crecen las indemnizaciones por despido. Los Servicios acogieron el mayor aumento del coste laboral y salarial este trimestre. El hecho de que el crecimiento del salario ordinario fuera mayor al del salario total en todos los sectores se debió a la disminución de los pagos extraordinarios.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies