El Huesca quiere apurar sus últimas balas de ascenso directo ante un Málaga maltrecho

Los altoaragobneses

No está siendo fácil para el Málaga preparar el partido ante el Huesca. La falta de fichas, las lesiones, La Rosaleda vacía… todo son contratiempos para el próximo rival altoaragonés. Si el Huesca viaja a Málaga con 23 jugadores del primer equipo más Nwakali, con ficha del filial, los “boquerones” van a tener problemas para mantener siete profesionales en el campo. Y aquí es donde podrán apurar sus últimos cartuchos para el ascenso directo.

Los aragoneses acuden a tierras andaluzas con todo, sabiendo que tienen la obligación de ganar a este Málaga mermado. Incluso ha entrado en la convocatoria de una vez por todas Doukouré, al parecer ya recuperado de todos sus problemas. Jordi Mboula también se apunta a la fiesta andaluza, y hasta el propio Nwakali quiere ver si puede vestirse de corto.

Enfrente, un Málaga en horas bajas. Hay preocupación en el entorno malacitano acerca de esta cuestión. La obligación de tener siempre un mínimo de siete jugadores profesionales en el terreno de juego va a suponer un auténtico quebradero de cabeza para Pellicer. De hecho, hasta va a apurar el momento de dar la convocatoria para afrontar el encuentro.

Otro de los atractivos que tendrá este encuentro será el de ver a Shinji Okazaki enfrentándose al equipo con el que nunca pudo vestirse de corto. El Huesca pudo hacerse con los servicios del nipón precisamente porque el Málaga no tuvo la opción siquiera de inscribirlo. De hecho, recaló en las filas aragonesas en los últimos días de mercado.

Con una victoria, la Sociedad Deportiva Huesca se acercaría con firmeza a los puestos de ascenso directo. Actualmente se encuentran a cinco puntos del Real Zaragoza, que marca la segunda plaza del campeonato. Sin embargo, volver sin puntuar supondría quemar uno de los últimos cartuchos para lograrlo. En este caso, con una victoria maña, el ansiado ascenso directo quedaría a ocho puntos, distancia casi insalvable a falta de diez jornadas.

Se acerca el momento del “todo o nada” para la Sociedad Deportiva Huesca, que quiere apurar sus opciones para lograr su primer objetivo: el ascenso directo. En cualquier caso, deberán los de Míchel asegurarse el playoff, una lotería que ya conocen. Sin embargo, todo empieza por llevarse la primera victoria de esta nueva Liga, ante el Málaga en La Rosaleda.

Print Friendly, PDF & Email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies