La UZ recibe 347.000 euros de financiación autonómica para dos proyectos Covid-19

Ramón Hurtado-Guerrero es profesor de la Universidad de Zaragoza y miembro del IIS Aragón

La Universidad de Zaragoza contará con un respaldo financiero autonómico de 347.000 euros para el desarrollo de dos proyectos de investigación sobre la Covid-19. Uno de ellos, dotado con 72.000 euros, creará una plataforma que simule la propagación y contención de la enfermedad en España, bajo la dirección de Yamir Moreno, físico teórico y director del instituto de investigación de Biocomputación y Física de Sistemas Complejos (BIFI).

El otro, con un aporte económico de 275.000 euros, se centrará en la búsqueda de nanoanticuerpos que permitan bloquear el coronavirus y evitar su progresión, liderado por los investigadores Araid en la UZ: Ramón Hurtado-Guerrero, desde el BIFI, en colaboración con Julián Pardo, desde el Centro de Investigación Biomédica de Aragón (CIBA). Ambos a su vez son profesores de la Universidad de Zaragoza y miembros del IIS Aragón.

Las dos propuestas de investigación fueron evaluadas positivamente en la convocatoria estatal del Instituto de Salud Carlos III, pero no obtuvieron financiación en su momento. Ahora la obtendrán del Departamento de Ciencia, Universidad y Sociedad del Conocimiento del Gobierno de Aragón, tras ser considerados como “proyectos de mérito” por parte del centro de referencia en la investigación biomédica, junto a otros seis proyectos más: 5 de la Fundación Instituto de Investigación Sanitaria Aragón (IIS Aragón) y otro promovido por el Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud (IACS).

El proyecto “Plataforma computacional epidemiológica basada en datos para la evaluación de escenarios de propagación y contención de Covid-19 en España” dispondrá de una financiación del Gobierno autonómico de 72.000 euros.

El objetivo de este estudio es la ampliación, para su uso a nivel nacional, de un marco epidemiológico computacional impulsado por datos fiables “que ayude en la toma de decisiones y que ofrezca predicciones detalladas sobre la eficacia de las intervenciones no farmacológicas actuales y futuras, así como de posibles escenarios hipotéticos”, ha señalado su investigador principal Yamir Moreno, físico teórico, y responsable del Grupo de Redes y Sistemas Complejos (Cosnet) del BIFI de la Universidad de Zaragoza.

El proyecto también sentará las bases para el desarrollo de una nueva generación de modelos epidemiológicos que permitan hacer frente de manera eficaz a futuras pandemias.

Precisamente esta investigación es el resultado de años de experiencia y numerosos trabajos en ésta área, entre los que destaca un reciente análisis de la efectividad de las estrategias de distanciamiento social ante una epidemia. Este estudiointernacional fue realizado para el área de Boston, y se basa en censos y datos de flujos de movilidad real. El proyecto también contará con la colaboración de investigadores de las Universidad Carlos III de Madrid, el MIT y la Fundación ISI, en Italia.

En este sentido, una de las conclusiones obtenidas en el trabajo anteriormente mencionado es que el confinamiento completo de la población ante una epidemia como el Covid-19 no es una estrategia que resuelva el problema si no se adoptan medidas activas después del mismo, como la realización de pruebas de diagnóstico a gran escala, la monitorización remota, el aislamiento de personas con síntomas y el rastreo de sus contactos. El proyecto que ahora se financia permitirá simular este tipo de medidas en poblaciones de nuestro país, incluyendo Zaragoza y toda la comunidad de Aragón.

El segundo proyecto “Desarrollo de nanobodies y “adhirons” frente al dominio de unión de la glicoproteína “spike” del virus SARS-CoV-2 como tratamiento para la enfermedad Coovid-19” recibirá 275.000 euros del Gobierno de Aragón.

Los fármacos para diversas enfermedades van desde moléculas orgánicas e inorgánicas pequeñas hasta nanoanticuerpos o anticuerpos. Actualmente está bien caracterizado que el evento primordial en la iniciación de la infección por SARS-CoV-2 es mediante su interacción con el receptor humano ACE2. “Por tanto, nuestro único objetivo será el descubrimiento de nanobodies y “adhirons” que bloqueen esa interacción y la demostración usando modelos in vitro e in vivo de que estas moléculas pueden bloquear esta interacción y por tanto evitar la progresión de la enfermedad producida por este virus”, señalan los investigadores Ramón Hurtado-Guerrero y Julián Pardo.

Los investigadores Hurtado-Guerrero y Pardo ya trabajan juntos en otro proyecto Covid-19 más enfocado al desarrollo de test serológicos, en colaboración con el Hospital Clínico de Zaragoza.

Print Friendly, PDF & Email
Más artículos
Este programa ha sido puesto en marcha por el Ayuntamiento de Teruel y la Federación de Asociaciones de Vecinos San Fernando
Una televisión japonesa se hace eco del programa turolense “Aislados pero no solos”

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies